Análisis

ANÁLISIS | Pokémon Unite: el MOBA para todos

Nintendo se mete en el mundo de los MOBA con Pokémon Unite, un título que es bastante accesible para cualquiera.

El año es 2021 y los Battle Royale dominan todo. Fortnite es el juego más popular del mundo y no es raro que algún juego multiplayer de hoy en día salga con un modo Battle Royale desde el vamos o que lo incluya en alguna futura actualización. Nintendo, como siempre tan atento a las tendencias, decidió que era hora de que Pokémon se sume al tren, solamente que el tren que eligió es uno que dejó de ser tendencia hace años. Así llega Pokémon Unite, un MOBA basado en la titánica serie de Nintendo que con su simplicidad busca atraer a un público que quizás no está tan familiarizado con el género.

Pokémon Unite es uno de esos juegos fáciles de entender pero un tanto complicados de dominar por completo. En partidas de 5 contra 5, cada jugador elige un Pokémon para enfrentarse al otro equipo en un sistema de puntos. En el mapa hay Pokémon salvajes que cumplen el rol de “creeps” de cualquier otro MOBA y le dan a uno experiencia y puntos. Cada equipo tiene un determinado número de aros cual juego de básquet y con los puntos que conseguimos derrotando Pokémon salvajes y jugadores del equipo opuesto debemos anotar en los aros del equipo opuesto. Si nuestro personaje muere perdemos los puntos que no llegamos a anotar, y cada aro tiene 100 puntos de HP, por lo que también pueden ser destruidos, forzando a los jugadores a atacar otro aro.

Pokémon UNITE Now Available on Nintendo Switch!

El hecho de que la mayoría del juego pueda resumirse en un solo párrafo no quiere decir que es un juego tan simple. Pokémon Unite tiene muchísimos Pokémon para elegir y cada uno de ellos cumple diferentes roles en la batalla. Por empezar, las dos grandes categorías que dividen a los Pokémon es si utilizan ataques a distancia o cuerpo a cuerpo. La segunda categoría que define el estilo de juego de un Pokémon está determinada por la tarea que se espera que ese Pokémon haga en una partida: hay algunos especializados en defensa, otros en ataque, otros en velocidad y algunos son un balance de todo. Como cualquier MOBA, cada Pokémon va subiendo de nivel durante la partida, aprendiendo nuevas habilidades e incluso evolucionando en el caso de que sea un Pokémon como Charmander, con dos evoluciones.

Por más que visto en forma escrita puede que no se termine de entender bien todo el juego, lo que más le juega a favor de Pokémon Unite es que es fácil de agarrar y jugar. El juego tiene tutoriales que explican todas sus mecánicas de manera simple y efectiva, y una vez en la partida no hay mucho más que entender salvo la estrategia que el resto del equipo quiera utilizar. En ese sentido, Pokémon Unite es un excelente primer MOBA, algo que quizás ningún otro juego de este género consigue hoy en día. Muchísima gente ha intentado probar con juegos como Dota 2 o League of Legends para encontrarse con juegos impenetrables, ya sea por los sistemas del juego en sí o por la comunidad tóxica que los rodea. Pokémon Unite recibe a todos con los brazos abiertos, especialmente considerando que es un juego gratis.

pkunite-1.png
No es chiste que anotar puntos parece salido de un juego de básquet.

No es chiste que anotar puntos parece salido de un juego de básquet.

Sin embargo, la otra cara de Pokémon Unite tiene justamente que ver con los aspectos free to play del juego, y es ahí donde todo lo que hace bien queda en segundo plano. Este juego tiene un exagerado número de monedas diferentes, además de por supuesto contar con el obligatorio Battle Pass. Como todo juego free to play de hoy en día, Pokémon Unite tiene misiones diarias, recompensas por subir de nivel nuestro perfil, eventos y más. Ahora mismo, cuando el juego recién está en sus primeros momentos, Pokémon Unite es bastante generoso y regala monedas de todo tipo a todo el mundo solamente por jugar el juego. Es cuando esta generosidad se termina que la monetización del juego empieza a asomar la cara y no es algo para nada bonito.

El ejemplo más fácil de ver es con los Pokémon que usamos en batalla. El juego tiene como base solamente unos pocos Pokémon desbloqueados y también nos ofrece algunos como “prueba”, que van cambiando después de un determinado tiempo. Para desbloquear un Pokémon hay que comprar su licencia en la tienda, y cada una tiene un costo diferente. La más barata cuesta alrededor de 6000 monedas, un número que en un principio no parece mucho. Sin embargo, cuando dejamos de lado los regalos de lanzamiento del juego y demás, Pokémon Unite aclara específicamente que solamente se pueden conseguir 2100 monedas por semana jugando batallas. Esto quiere decir que desbloquear un Pokémon lleva tres semanas de juego.

pkunite-2.png
Algunos Pokémon salvajes dan puntos y otros beneficios al derrotarlos.

Algunos Pokémon salvajes dan puntos y otros beneficios al derrotarlos.

Como si eso no fuera poco, Pokémon Unite tiene mecánicas que rozan el famoso “pay to win”. Como en los juegos principales de la serie, podemos darles determinados ítems a nuestros Pokémon para aumentar su efectividad en batalla. Estos ítems pueden mejorarse con una monedas específicas que son muy difíciles de grindear. A medida que estos ítems suben de nivel, el costo de las mejoras aumenta, separando la brecha entre los que mejoran sus ítems y los que no, ya que cuando uno se queda sin monedas para mejorar ítems directamente puede usar dinero real. La diferencia de estadísticas y mejoras entre un ítem en nivel máximo y uno con unos pocos niveles es inmensa, y en los niveles más altos de juego pueden llegar a hacer la diferencia entre una partida que se gana y una que se pierde.

Más allá de eso, Pokémon Unite también sufre de algunos problemas que no tienen nada que ver con su condición de free to play. Si bien el juego se ve muy bien y corre sin ningún problema en la Switch, la gran mayoría de los menú del juego son toscos de navegar. Es especialmente notorio en la selección de personaje de una partida, donde el menú es demasiado lento y no se permite Pokémon repetidos en un equipo, lo que lleva prácticamente a una carrera contra el menú para que cada uno agarre su Pokémon favorito antes que los demás. A eso además hay que sumarle los problemas de la Switch en sí, que no tiene una manera de chatear fácilmente en un juego donde el trabajo en equipo es clave para ganar. Si hay un juego que justifica todas las quejas sobre cómo la Switch es una mala consola para comunicarse online con otra gente, es Pokémon Unite.

pkunite-3.jpg
Andá juntando monedas si querés desbloquearlos a todos.

Andá juntando monedas si querés desbloquearlos a todos.

En sí, Pokémon Unite es un buen primer MOBA para los fans de Pokémon que quizás tengan un interés en este género. Es realmente lamentable los problemas de monetización, pero al menos se pueden disfrutar las partidas sin pensar en el aspecto competitivo del juego. Quedará por verse qué tanto llegó para quedarse, siendo que los MOBA ya no son la tendencia que fueron en el pasado, y que este tipo de juegos vive de actualizaciones. Con pocos modos de juego, y recién añadiendo un Pokémon más al plantel de personajes jugables, Pokémon Unite parece que va a paso lento. Si puede de a poco superar esos problemas que lo acechan, quizás pueda revivir una tendencia que había quedado en el pasado.

Embed

POKÉMON UNITE

21/07/2021 (SWITCH)
7.0

Dejá tu comentario