Noticias

Una introducción a Dwarf Fortress

Después de más de dos años, Megawacky Max dejó de publicar su sección Gratarolama en revista Loaded, pero no sin antes dejarnos con este texto maravilloso sobre un juego que ama.
Avatar de Maximiliano Baldo

Por: Maximiliano Baldo

<h1>DWARF FORTRESS: Perder es Divertido</h1> <p>Es muy f&aacute;cil dejar de lado a Dwarf Fortress. Basta una mirada a sus mundos ASCII para que la gran mayor&iacute;a de los jugadores lance una risotada y siga su camino; y los que consiguen ignorar ese apartado se dan de frente contra el acantilado de dificultad que posee (porque hablar de curva de dificultad es demasiado generoso). Dwarf Fortress no es un juego f&aacute;cil de explicar. Mejor dicho, no es un juego f&aacute;cil de asimilar, porque explicarlo es extremadamente sencillo: somos lanzados a un terreno de juego con siete enanos y un pu&ntilde;ado de &iacute;tems, y a partir de ah&iacute; hay que sobrevivir como mejor podamos. Pero hay m&aacute;s. Hay mucho m&aacute;s. Para aquellos que superan todas sus dificultades (o al menos una buena parte de ellas), Dwarf Fortress los recompensa con una de las experiencias m&aacute;s ricas de este lado de la narrativa virtual.</p> <p><img style=\"display: block; margin-left: auto; margin-right: auto;\" src=\"../../images/notes/note_1669/normal/afuera.png\" alt=\"\" width=\"830\" height=\"466\" /></p> <p>Dwarf Fortress es una especie de juego de estrategia en tiempo real, pero tambi&eacute;n es un simulador de vida, y hasta peca de constructor de ciudades o, en este caso espec&iacute;fico, una fortaleza. Tras crear el mundo de juego y seleccionar un punto en el mismo, nuestros siete m&aacute;rtires enaniles iniciar&aacute;n una epopeya de proporciones &eacute;picas, comenzando con la excavaci&oacute;n de t&uacute;neles y tala de &aacute;rboles para obtener piedra y madera, los elementos b&aacute;sicos que pondr&aacute;n en funcionamiento los engranajes de una industria cada vez m&aacute;s compleja. Asignando profesiones y designando zonas de trabajo mantendremos a nuestros enanos ocupados, algunos trabajando en las minas, otros proveyendo de madera, otros construyendo talleres. De estos talleres surgir&aacute;n las primeras comodidades de una civilizaci&oacute;n en desarrollo: camas para dormir mejor, puertas para marcar l&iacute;mites, mesas y sillas para sentarse a comer y beber. El alimento tambi&eacute;n ser&aacute; una necesidad, debiendo explorar la zona para hallar fresas en algunos arbustos, o procurar mantener una granja activa, optando tambi&eacute;n por criar aves de corral u otro tipo de animal comestible. Ni hablemos de la bebida, pues alcohol es todo lo que esos peque&ntilde;os barbudos beben. Una buena granja y una destiler&iacute;a para procesar el fruto de la tierra son indispensables para que la bebida siga fluyendo.</p> <p><img style=\"display: block; margin-left: auto; margin-right: auto;\" src=\"../../images/notes/note_1669/normal/base.png\" alt=\"\" width=\"830\" height=\"466\" /></p> <p>Pero siete enanos no son suficientes para una civilizaci&oacute;n. De nuestro &eacute;xito y acumulaci&oacute;n de riquezas se desprende la eventual llegada de inmigrantes; enanos que llegan a nuestra puerta para ofrecer sus habilidades a nuestro servicio. Si bien la ayuda es muy bienvenida, m&aacute;s enanos significa m&aacute;s bocas que alimentar; pero al menos ahora podemos organizar mejor las tareas y hacer que todo funcione un poquito m&aacute;s organizado. Sin embargo, nuestras riquezas tambi&eacute;n llamar&aacute;n la atenci&oacute;n de otras criaturas, como los molestos kobolds ladrones o los temibles goblins. Y todo eso sin mencionar los peligros que enfrentaremos tan s&oacute;lo con el ambiente que nos rodea. El generador de mundos de Dwarf Fortress es algo dif&iacute;cil de creer; capaz de trazar accidentes geogr&aacute;ficos y flujos de agua con considerable acierto. Y estamos hablando de mundos vivos, con toda una fauna de criaturas en cada rinc&oacute;n del mapa, desde las adorables e inofensivas hasta las m&aacute;s temibles; y con otras civilizaciones que crecen e interact&uacute;an entre ellas. Al verlo de muy cerca, Dwarf Fortress posee una de las inteligencias artificiales m&aacute;s impresionantes que se haya visto en un videojuego.</p> <p><img style=\"display: block; margin-left: auto; margin-right: auto;\" src=\"../../images/notes/note_1669/normal/mineros.png\" alt=\"\" width=\"830\" height=\"466\" /></p> <p>Cada criatura en este t&iacute;tulo posee un cierto nivel de inteligencia. Bastar&aacute; con leer la descripci&oacute;n de cualquiera de nuestros enanos para empezar a comprender el extremo nivel de detalle&mdash;f&iacute;sico y psicol&oacute;gico&mdash;al que nos enfrentamos, en donde un guerrero puede&mdash;por ejemplo&mdash;perder el dedo gordo del pie izquierdo en una batalla y conseguir que ese hecho quede grabado en la historia general del mundo que estamos habitando. Esto no es evidente en un principio, pero cuando un enano fabrica una estatua o realiza un grabado en alguna pared, una parte de la historia (que nosotros ya olvidamos, o que pasamos por alto) es recordada y aplicada. &ldquo;Aqu&iacute; se observa el momento en que Mnjir Doroboss perdi&oacute; el dedo gordo del pie izquierdo durante la batalla contra Kugharas el Kobold.&rdquo; Es ese tipo de detalles lo que nos va haciendo caer en la cuenta de que este juego alcanza profundidades que jam&aacute;s hubi&eacute;semos imaginado. Cada nuevo juego es una historia esperando a ser contada, y aunque el final sea siempre la debacle de nuestra civilizaci&oacute;n, lo importante es c&oacute;mo ocurrir&aacute; y de que forma llegaremos a ese punto. Y una vez que nuestro juego culmin&oacute;, ese mundo seguir&aacute; con vida, permiti&eacute;ndonos iniciar una nueva fortaleza cuando las ruinas de la anterior&mdash;as&iacute; como todos sus recuerdos e historia&mdash;contin&uacute;an en donde quedaron, quiz&aacute; a merced de criaturas de horror que la han adoptado como nueva vivienda, o quiz&aacute; inundada por un accidente con alg&uacute;n flujo de lava; gajes del oficio.</p> <p><img style=\"display: block; margin-left: auto; margin-right: auto;\" src=\"../../images/notes/note_1669/normal/rooms.png\" alt=\"\" width=\"830\" height=\"466\" /></p> <p>Pese a todo lo que pueda creerse, no es dif&iacute;cil jugar Dwarf Fortress. Bastar&aacute; con dedicarle un poco de tiempo y aprender algunos comandos b&aacute;sicos (excavar, talar, construir cosas) para saber movernos por estos mundos fant&aacute;sticos. El resto; el enorme resto; son potenciales sorpresas a ser descubiertas. No teman a perder la partida, porque este juego basa su diversi&oacute;n, justamente, en ser derrotados. &ldquo;Perder es Divertido&rdquo;, reza su credo, y no podr&iacute;a ser m&aacute;s acertado. Perderemos, una y mil veces, y el juego nos llamar&aacute; a intentarlo una vez m&aacute;s. Quiz&aacute; esta vez intentemos empezar desde otro terreno&hellip; o quiz&aacute; probemos con otra distribuci&oacute;n de tareas. A lo mejor nos impondremos alg&uacute;n desaf&iacute;o personal, como construir una pir&aacute;mide invertida (se ha hecho), un enorme castillo, o edificar un rascacielos medieval. Dwarf Fortress s&oacute;lo nos pide sobrevivir. C&oacute;mo lo haremos, y qu&eacute; haremos mientras tanto, eso ya depende del jugador. Y al final de la aventura, al mirar atr&aacute;s y recordar todo lo vivido, dif&iacute;cil ser&aacute; no haber escrito, casi sin darnos cuenta, una historia forjada a base de experiencia. El mejor tipo de historia. La historia de la que fuimos parte y que siempre recordaremos.</p> <p>Oh, s&iacute;&hellip; <em>Perder ES Divertido.</em></p> <p><a href=\"http://www.bay12games.com/dwarves/\" target=\"_blank\"><strong>DWARF FORTRESS (9.3MB)</strong></a><br /><em><strong>Bay 12 Games</strong></em></p> <h1>CON UN POCO DE AYUDA DE LA WIKI</h1> <p>Los que deseen adentrarse m&aacute;s en el juego pueden (y deben) consultar la&nbsp;<a href=\"http://dwarffortresswiki.org\" target=\"_blank\">wiki oficial</a>&nbsp;del mismo. En ella encontrar&aacute;n toda clase de informaci&oacute;n muy valiosa para hacer de sus fortalezas lugares un poquito menos ca&oacute;ticos.</p> <p>Tambi&eacute;n existe una versi&oacute;n en espa&ntilde;ol de la wiki, aunque su contenido es claramente&nbsp;<a href=\"http://es.dwarffortressspa.wikia.com/\" target=\"_blank\">inferior</a>.</p> <p><em><strong>(este art&iacute;culo fue publicado originalmente en el n&uacute;mero 112 de Revista Loaded)</strong></em></p> <p>&nbsp;</p> <h1>CON UN POCO DE AYUDA DE YOUTUBE</h1> <p>&iquest;Necesitan un tutorial un poco m&aacute;s espec&iacute;fico? Pueden ver <a href=\"http://www.youtube.com/playlist?list=PLTI6RoP9W5SC-8zjZTfQAKmhqUPIECVh-\" target=\"_blank\"><em><strong>mi Let\'s Play de Dwarf Fortress</strong></em></a>, en el que explico c&oacute;mo jugar el juego desde la creaci&oacute;n del mundo en adelante.</p> <p>&iquest;Necesitan algo m&aacute;s? Acabo de empezar un nuevo Let\'s Play del juego: <em>DWARF TOWER</em>, en el que me propongo construir una mega-torre. Ya est&aacute;n disponibles las partes <strong><a href=\"http://www.youtube.com/watch?v=XNGj0lTxkXk&amp;feature=c4-overview&amp;list=UUnwxfxH6PP6S60xiEhjgtWw\" target=\"_blank\"><em>uno</em> </a></strong>y <a href=\"http://www.youtube.com/watch?v=kM14KiQ3HGM&amp;feature=c4-overview&amp;list=UUnwxfxH6PP6S60xiEhjgtWw\" target=\"_blank\"><em><strong>dos</strong></em></a>.</p>

Comentarios