Noticias

Payday 2 cumple 6 años ¿por qué sigue siendo uno de los FPS más jugados?

El juego que nos permite vivir en la película Heat todos los días sigue acumulando jugadores.

Avatar del

Por: Tomás García

Payday 2 cumple 6 años ¿por qué sigue siendo uno de los FPS más jugados?

Payday 2 cumple 6 años ¿por qué sigue siendo uno de los FPS más jugados?

Por si no lo sabían, hace seis años, un día como hoy, Payday 2 salió a la venta. No hizo un splash gigante, pero había una fiel comunidad que esperaba con ansias su lanzamiento. Ahora bien, si no sabían esto, tal vez tampoco sabían que desde hace seis años ha estado amasando una generosa cantidad de jugadores. Tal vez no se encuentre en su pico, pero desde hace varios años tiene una vida saludable, y no parece que vaya a terminarse pronto. ¿Pero, por qué? ¿Qué tiene este FPS nórdico que otros FPS nórdicos no tengan? Bueno, para que sepan, no tiene nada que ver con ser nórdico.

La desarrolladora Overkill nació con la muerte de otro estudio sueco, GRIN, creadores del poco célebre juego Wanted y el fantástico Bionic Commando Rearmed, y el para nada fantástico Bionic Commando de 2009. Cuando se cayó un trato con Square Enix y la empresa se fue al tacho, los hermanos Bo y Ulf Andersson formaron Overkill Software, y dos años después, lanzaron su primer título Payday: The Heist. Le fue bastante bien para ser un juego nuevo de un nuevo estudio, pero los hermanos Andersson sabían que podían hacer mejor.

En 2012, mientras buscaban distribuidores para la secuela, otro estudio de Suecia, Starbreeze, estaba intentando hacer un juego independiente llamado Brothers: A Tale of Two Sons, y se estaba quedando sin presupuesto. Esto les dió la oportunidad de entrar en un acuerdo bilateral, lo que terminó en la adquisición de Overkill por parte de Starbreeze, lo que también marcó el comienzo del desarrollo de la secuela.

Al día de hoy, el bundle que incluye ambos Payday ha vendido más de nueve millones de unidades. El juego ofrece una extraña mezcla, lo mejor de ambos mundos si se nos permite decirlo: Por un lado la acción galopante del robo del siglo. De planificar y llevar a cabo al perfección el golpe, o de lo contrario, tener la frialdad para controlar el momento, y sacar el mayor rédito de una operación que no salió como estaba planeado. Pero antes de la acción, antes de que vuele el plomo, nos permite construir cuidadosamente el plan del atraco, considerando detalles claves como dónde están las cámaras, los sensores y cuánto guardias tiene el establecimiento. Detalles que a medida que los golpes se vuelven más complejos, se tornan más y más descabellados.

Imposible sacarse los guantes así...

Ahora a todo este cóctel explosivo, resta sumarle el componente que en los videojuegos va como anillo al dedo: Multijugador. Payday 2 más que ningún otro juego, le sacó la ficha a construir un plan entre cuatro jugadores, ya sean amigos o no, y llevar a cabo cada fase del proceso en primera persona. Crédito también para Overkill, que estos elementos están excelentemente construidos, y con cada actualización se vuelve mejor.

Este año, Payday 2 ha tenido cerca de 20.000 jugadores diarios. Esto habla de lo adictivo que es, sobre todo a la hora de jugar con amigos. Muy pocos juegos logran ese nivel de compromiso entre varios jugadores dándole a cada uno un rol especial, armas en las que especializarse y además un árbol de habilidades que permite progresar a cada uno en la habilidad que más disfrutar realizar.

Overkill sabía que tenía algo bueno entre manos cuando lanzaron el Payday original, y tomaron el grandísimo de apostar la casa entera , porque sabían que estaban sentados sobre una mina de oro. Sabían que tenían la mística, las máscaras personalizables y la imprevisibilidad de un atraco, solo tenían que llevar el desarrollo a buen puerto. Y lo hicieron.

En esta nota

Comentarios