Noticias

G2A responde a las "acusaciones vacías" de la industria del gaming

Representantes de la tienda respondieron a las acusaciones pero Mike Rose los sacó a pasear refutando todos sus argumentos.

Avatar de Leon Valle

Por: Leon Valle

G2A defiende su modelo de negocio

G2A defiende su modelo de negocio

La guerra de la industria contra G2A continúa. Después de un agitado fin de semana durante el cual varios desarrolladores independientes le pidieron a los jugadores que piratearan sus juegos en lugar de comprarlos en la tienda, G2A respondió con fuerza a las acusaciones y echó más leña al fuego.

En un extenso texto publicado en el sitio G2A asegura que aunque su modelo de negocio (“el mismo que el de otras grandes tiendas internacionales como Amazon o eBay”) tiene sus pros y contras, no afecta a los desarrolladores independientes. De hecho, de acuerdo a la publicación, si una auditoría (pagada por G2A) confirmase que se vendieron códigos de sus juegos obtenidos ilegalmente en la tienda pagará “diez veces el dinero perdido por los cargos de procesamiento de pagos.”

La empresa eligió la victimización y acusa a los desarrolladores independientes de comenzar la campaña para obtener la atención de los medios. Defiende su postura porque cree “que los juegos pueden ser más baratos” y se enorgullece de poder ofrecer productos a precios competitivos. Y dado que el conflicto se reavivó por las acusaciones de Mike Rose, el fundador del estudio No More Robots (que distribuye Descenders), G2A le dedicó parte de la respuesta al caso.

Los números de ventas compartidos por G2A

“Alrededor de un millón de juegos se venden al mes en el mercado de G2A,” dice la empresa. “Según las estadísticas solo el ocho por ciento de ellos son juegos independientes.”

Utilizando proyecciones y estadísticas, G2A estima que Descenders vendió un máximo de cincuenta mil copias, de las cuales solo cinco se vendieron en la tienda desde el lanzamiento del juego en mayo. En la publicación admite que mientras el juego estuvo en Early Access hubo más de 220 códigos disponibles para la venta en el sitio que —concluyen— representan menos del uno por ciento de las ventas proyectadas. Según G2A estos números significan dos cosas: que No More Robots hace un gran trabajo al manejar los códigos que no quieren en el mercado y que la tienda no tiene un impacto real en el negocio del estudio.

Además se defienden diciendo que el desarrollador nunca los contactó por el tema Descenders.

Rose no se quedó callado, por supuesto. En una serie de tuits desmintió a la empresa diciendo que sí ha estado en contacto (ofreciendo publicar los e-mails que lo confirman) y refutó los argumentos de G2A aclarando en primer lugar que si el estudio hace un gran trabajo manejando los códigos “es porque G2A existe.”

 

“He tenido que dejar de dar códigos libremente a parte de la prensa e influencers porque G2A no está interesado en controlar el sitio. Este ‘buen manejo’ genera que estemos menos motivados a participar en, por ejemplo, un Humble Bundle, porque sabemos que los códigos aparecerán después en G2A y afectarán nuestras ventas en Steam a partir de entonces.”

Rose explicó que si se vendieron diez o mil copias en la tienda no es relevante ya que parte del problema es que su existencia afecta la percepción de valor de los juegos. “Si alguien ve nuestro juego a un precio más bajo en G2A, automáticamente estarán menos motivado a comprarlo a precio completo,” dijo.

“Si ves que Descenders esta disponible muy barato en un sitio turbio, tu cerebro dice ‘quizá no debería comprarlo a precio completo’. G2A promueve este cambio todos los días y no le importa.”

Al respecto el desarrollador profundizó en los números presentados por G2A y dijo que de las 226 copias del juego vendidas durante el período Early Access, el 85 por ciento fueron vendidas por solo tres personas, una de las cuales concentró casi la mitad de ese porcentaje. El 14 de febrero del año pasado, cuando el juego fue lanzado en Early Access (y sólo estaba disponible en Steam con un diez por ciento de descuento) ese usuario vendió 102 códigos de Steam por valores cercanos a los 13 dólares, cuando el precio oficial era de 22.49.

“¿Cien códigos en manos de una única persona? ¿Tres personas vendiendo el 85 por ciento de los códigos para un juego en G2A? Estos casos son muy identificables, y aún así G2A no hizo nada.”

El lugar de procedencia de esos códigos mal habidos es sin dudas el foco de la cuestión. G2A le dedica una sección entera de la publicación al problema, explicando de forma inocente y tendenciosa que las copias llegan a la tienda a través de tres canales:

  • Usuarios finales: que los pueden comprar en ofertas (Humble Bundle), ganar en sorteos, recibir como regalo u obtener a través de compras de hardware.
  • Revendedores (wholesalers): que los compran directamente de los desarrolladores y distribuidores al por mayor.
  • Distribuidores: que los ofrecen directamente a través del programa G2ADirect.

Utilizando esos cinco códigos vendidos de Descender como base de su argumento G2A llega a la conclusión que “No More Robots no le ha vendido códigos a revendedores” sin explicar, sin embargo, cómo es que solo tres usuarios vendieron más de 180 códigos cuando el juego estaba en Early Access. 

En otra serie de tuits Rose ahondó en esta cuestión. En la tienda se encontró con tres vendedores de Descenders, dos de los cuales venden códigos directamente y uno que lo ofrece como “Regalos de Steam”. Sin embargo, recorriendo los comentarios de los compradores descubrió que en realidad ninguno de ellos vende el código sino que obligan al usuario a ingresar a un sitio sin protección a través del cual recibe el juego como un regalo de Steam. ¿Qué pasa después que el usuario efectivizó la venta? 

“En ese punto tienen varias opciones para eliminar ese código y no pagar por él,” explica el desarrollador. “En otras palabras: no hay nada que podamos hacer.”

 

La solución que propone Rose es que G2A elimine de la tienda a todos los usuarios que vendan “Regalos de Steam” a través de estos enlaces turbios ya que, por lo menos en su caso, no autorizaron ninguna de estas ventas ni son ventas legales de segunda mano. Como sabe que es imposible decidió crear una petición en línea para que G2A deje de vender juegos independientes en la tienda. 

“[La tienda de G2A] lastima a los desarrolladores independientes una y otra vez permitiendo que cualquiera venda códigos ilegales para sus juegos muy fácilmente y sin controles o consecuencias,” dice la petición a la que G2A respondió aceptando la naturaleza nefasta de su modelo de negocio.

 

¿Pensás que si G2A cierra mañana el problema va a desaparecer en un mes?," dijo la empresa a través de Twitter reconociendo que su tienda genera un daño y que en última instancia si no son ellos serán otros los que afecten el día a día de los estudios independientes.

“Nadie está pidiendo que cierren,” respondió Rose. “Pedimos que cambien una pequeña porción (‘sólo el 8%’, sus palabras) de sus operaciones para ayudar a la mayor parte de la industria. La industria de la que se benefician todos los días.”

¿Qué pensás de los argumentos de cada uno? Debatilo con nosotros en comunidad.malditosnerds.com

En esta nota
  • g2a