Noticias

Excitebike: el rey de los 1000 en 1 cumple 35 años

¡Una de las tantas joyas de Miyamoto! Cumple años 'el de motitos del famiy'.

Avatar del

Por: Tomás García

Excitebike: el rey de los 1000 en 1 cumple 35 años

Excitebike: el rey de los 1000 en 1 cumple 35 años

Hace mucho mucho tiempo no había cosas como “ese género no me gusta”. En los ochenta se jugaba lo que había, y sobre todo de este lado del mundo, lo que se conseguía. Así es como nos enamoramos de pésimos juegos y mantuvimos fantasías durante años con títulos que después nos dimos cuenta, eran la copia de algún clásico que todo el mundo conocía. Esa fue la gloria de los cartuchos 1000 en 1 —donde proliferaban los clones y se repetía el mismo juego se repetía decena de veces con otra paleta de colores—, perderse entre listas interminables, y en el proceso, encontrar alguna joya perdida. Así es como muchos conocimos el inimitable Excitebike, la estrella de estos cartucho.

Por aquellos tiempos los juegos de carrera, es decir, los primeros buenos juegos de carreras, no ofrecían mucha variedad. Hoy día parecen mezclarse en una especie de nebulosa de tan parecidos que eran. La vista recta, detrás del vehículo —podía ser un auto, una moto o algún objeto volador— y el camino por delante, con un bonito fondo detrás que solía moverse cuando tomábamos una curva. Irónicamente, estos primeros juegos no transmitían muy bien la velocidad, ni la emoción de volar sobre estas bestias de la velocidad. Para lograrlo, dependían de las referencias que pasaban a nuestro alrededor, y también de cuánto nos desplazamos hacia un costado a la hora de doblar. Limitados recursos, teniendo en cuenta lo poquito que podían mostrar en pantalla y en movimiento en esa época.

Es por esta razón que el juego de carrera de motos de Nintendo brilla en la memoria de cualquiera que lo haya jugado en aquellos años. Porque como bien indica su nombre, Excitebike, transmitía la emoción de las carreras de motocicletas. Tal como su nombre lo indica, era todo lo contrario a los “juegos de carrera” de la época. Y curiosamente no nació en la búsqueda de un juego de carreras diferente, sino de encontrar sacar el mejo rendimiento posible con las especificaciones que tenían.

Después de Excitebike, Miyamoto pasaría a crear Super Mario Bros. y The Legend of Zelda.

Excitebike fue dirigido, producido y diseñado por el legendario Shigeru Miyamoto. Y tenía todas las marcas de un juego suyo. Acción que scrolleaba por la pantalla, gráficos coloridos y llamativos, un buen desafío y un gran valor de rejugabilidad. Pero él no llegó a esto porque tenía una visión clara desde el vamos. Sino que pensó qué tipo de juego de carrera funcionaria mejor en la Nintendo Entertainment System. Y con su equipo llegó a la conclusión de que sería este tipo de juego, no muy diferente al concepto de un juego de plataformas.

Teniendo en cuenta cuán involucrado estuvo Miyamoto en el diseño de Excitebike, y que al año siguiente lanzó Super Mario Bros., es imposible negar la influencia que tuvo este juego en el desarrollo de un título tan influyente. La posibilidad de experimentar con el scroll horizontal (una de las especialidades de la NES) le dio alas a su idea de tomar los personajes de Mario Bros. y llevarlos a un nivel más amplio y abierto.

Sin brillar por nombre, pero altamente estimado en la memoria de cualquier gamer. Excitebike fue el juego de carrera que no se jugaba como nada que hubiéramos visto hasta el momento. Apenas se había escrito las “reglas” del género, y llegó Nintendo a patear el tablero que ni se había terminado de armar. Era un juego de carrera con velocidad, intensidad y verticalidad. Inclusive tenía un Modo Diseño donde podías construir tu propia pista. ¿Quién te conoce Super Mario Maker?

En esta nota

Comentarios