Noticias

El universo mutante de Fox está en problemas y podría llegar a su fin

X-Men: Dark Phoenix y New Mutants serían las últimas dos películas de Marvel realizadas por Fox.

Avatar de Leon Valle

Por: Leon Valle

X-Men: Dark Phoenix, una de las últimas películas de Fox(20th Century Fox)

X-Men: Dark Phoenix, una de las últimas películas de Fox | 20th Century Fox

Cuando el año pasado Disney hizo públicas sus intenciones de adquirir Fox los fanáticos de Marvel se encontraron en una disyuntiva. Tener a todos los personajes bajo el control de la compañía asegura un mejor tratamiento de sus historias y su conexión inmediata con el resto del universo cinematográfico; pero también elimina cualquier posibilidad de una producción apuntada al público adulto, como Logan (2017) o Deadpool (2016).

Sensaciones al margen, el acuerdo entre ambas empresas está casi confirmado (restan algunas autorizaciones y firmas) y se espera que en marzo de este año todos los activos de Fox (excepto deportes y canales de noticias) pasen a manos de Disney. Y con la cuenta regresiva en marcha comenzaron a circular los primeros rumores respecto del destino de las producciones que Fox ha puesto (o no ha podido poner) en marcha durante los últimos años.

Bob Iger, el CEO de Disney, ha confirmado que los mutantes y Los Cuatro Fantásticos se unirán al universo cinematográfico de Marvel y que Kevin Feige también supervisará esas producciones. Según algunos reportes, la casa del ratón permitirá que las películas que ya están terminadas sean estrenadas, pero cancelará el resto de los proyectos.

El 07 de junio X-Men: Dark Phoenix, la película protagonizada por Sophie Turner, será el final de la línea principal de los mutantes, mientras que New Mutants, que cuenta con la presencia de la otra hermana Stark, Maisie Williams, llegará el 02 de agosto para despedir la era Marvel / Fox casi dos décadas después del estreno de X-Men (2000) de Bryan Singer, la película que inició la oleada superheroica en el cine.

Por su parte, el proyecto de Doctor Doom de Noah Hawley, la maldita película de Gambit con Channing Tatum y el spin-off de Deadpool, X-Force, habrían sido canceladas.

No llama la atención la cancelación de Gambit, que habíamos anticipado en octubre del año pasado, cuando nos pusimos el sombrero conspiranoico y sugerimos que el retraso de Dark Phoenix era obra de Disney y no Fox. Tampoco es sorpresiva la cancelación de Doctor Doom ya que probablemente Marvel tenga planes para relanzar el universo de Los Cuatro Fantásticos y utilice al personaje.  

Sí es llamativo que Disney le ponga freno a X-Force, en particular considerando que Bob Iger ha dicho en el pasado que le gustaría tener al Deadpool de Ryan Reynolds en Disney —nosotros especulamos que el estreno de Once Upon a Deadpool en diciembre tenía que ver con la necesidad de Disney de ver la reacción del público a una película de Deadpool apta para mayores de 13 años—. La aparente confirmación llegó de parte del propio creador de Deadpool, Rob Liefeld, a través de su cuenta personal de Twitter.

Respondiendo un mensaje del periodista Daniel Richtman que anunciaba el destino de Gambito y Doctor Doom y explicaba que aunque X-Force no estaba “oficiamente” cancelada era difícil que sucediese, Liefeld escribió “sírvanse una copa por la vieja X-Force. Víctima de la fusión. Una sencilla recaudación de 800 millones de dólares”.

 

Por supuesto, hasta que no haya anuncios oficiales, esta información debe ser tomada como rumores. Rumores muy factibles, pero rumores al fin.

Lo bueno es que ya podemos empezar a armar el casting para las nuevas películas de los X-Men y lamentar que Hailee Steinfeld no pueda interpretar a todos los personajes.

En esta nota

Comentarios