Noticias

Contra: Hard Corps - 25 años después ¿el mejor juego de la saga?

El día que Contra compitió contra sí mismo.

Avatar del

Por: Tomás García

Contra: Hard Corps - 25 años después ¿el mejor juego de la saga?

Contra: Hard Corps - 25 años después ¿el mejor juego de la saga?

Aunque hoy no este tan prevaleciente como en el pasado —Gracias Konami—, la serie Contra continúa siendo sinónimo de Juegos de Acción. Ya sea para comparar los juegos de hoy con los de antaño o para, en un rapto de nostalgia, ir en busca de esos juegos tan difíciles como gratificantes. Y esto no es algo que se gana con un buen juego, sino que hace falta una larga lista de lanzamientos exitosos. Por eso hoy vamos a celebrar uno de los que se considera el mejor de una serie que tiene muy pocos puntos bajos.

Un día como hoy de 1994 salió un extraño pero impresionante Contra para Sega Genesis, y no tenía zapatos fáciles de llenar, porque dos años antes había salido Contra III: The Alien Wars, el primero de la serie para SNES, y había recién revolucionado el género. Este título ocurría cinco años después de su predecesor, y tenía como villanos a una célula terrorista que había recuperado una célula alienígena, y planeaban utilizarla para crear un arma. Pero más que los villanos, los que nos qeudaron en la memoria fueron los héroes. Que por primera vez en la historia de la serie, en vez de Bill Rizer y Lance Bean, ocupábamos el rol de los Hard Corps, que eran mucho más interesantes yu atractivos como personajes que los Hermanos Músculo. Además, el juego incluía la posibilidad de mejorar las capacidades de nuestros personajes nivel a nivel.

La evolución del hardware fue clave para el desarrollo de Contra. Poco después del lanzamiento del primer juego, la NES le empezó a quedar chica. Esto se notaba principalmente en los bosses, y las secuencias más ajetreadas, que entre tanto detalle, las balas y otros elementos empezaban a titilar. El futuro de la serie iba a requerir lo que Konami tenía en mente. Y para que lo llevara a cabo, le encargaron al desarrollador Nobuya Nakazato crear los próximos juegos en la serie, Contra III para SNES y Hard Corps para Genesis.

Los protagonistas iban desde androides, a zorros biónicos y hasta ¡oh, por Dios!, una mujer.

Algunas de las novedades tecnológicas que incluyen estos juegos fue, por ejemplo, el Mode 7, una técnica de rotación y escalación de gráficos que Konami había comenzado a implementar en algunos juegos, sobre todo de Carrera. Mediante esta técnica podían hacer cosas como gráfico rotatorios. Así, por ejemplo, el segundo boss de Contra III giraba en una dirección, y el piso giraba en otra diferente. Nada semejante se había visto en una consola de hogar hasta ese momento, y lo es más, esto era supuestamente imposible para la SNES. Su director,  Nakazato revela el secreto: “En realidad el piso no era Mode 7, era solo un fondo gris con sprites de pintura del camino y roturas del pavimento pasando sobre él.Con ese nivel de ingenio, lograron algo aún más increíble en la misma consola, Contra: Hard Corps.

Continuando con la costumbre de la serie de cambiar perspectivas, Hard Corps ofrecía cuatro niveles del clásico side-scrolling, y después dos totalmente diferentes, donde cambia la perspectiva desde arriba —tipo top-down, algo que hasta la invención del Mode 7, entre otras mañas, no había sido posible. Según cuenta, Nakazato, la gran mayoría de los niveles, y los bosses, así también como la música, estaban inspiradas en películas hollywoodenses de acción. No solo esto, también fue el primer juego de la serie en incluir diferentes caminos para la historia y hasta varios finales posibles.

En Hard Corps, todo era gigante.

Y si hay que elegir uno entre estos dos Contra, que aunque tienen dos años de diferencia, son muy parecidos entre sí, no encontramos en un aprieto. Obviamente, cada uno tiene su propio estilo y diseño de niveles, y es justo en estos aspectos donde más se diferencian. Mientras que Contra III: The Alien Wars puede tener mejor diseño de niveles, y es un mejor Contra, el estilo de Hard Corps simplemente no tiene parangón. Pocos juegos tienen tanto Rock y personalidad como este, desde los personajes principales, hasta los enemigos, y la música de cada nivel. Cada uno de estos elementos tiene una personalidad que evoca una versión del futuro ochentoso donde quisiéramos vivir.

Contra: Hard Corps no solo es recordado por ser un excelente juego de acción, uno de los mejores, claramente habría que tomar la decisión entre este y su hermano, The Alien Wars. El impacto que tuvieron estos dos lanzamientos juntos en la industria general, pero también en el género de acción. Konami tuvo en esa época el ingenio para pensar fuera de la caja y las agallas para lograrlo. Estos fueron los primeros juegos que nos dieron bosses que ocupaban toda la pantalla, y tenían una ambición voraz, porque querían evocar la imaginación infinita de las películas de acción de los 80s y 90s, que parecían siempre encontrar nuevos conflictos, y nuevas formas de resolverlos con violencia.

En esta nota

Comentarios