Noticias

Cambio de paradigma: Sony habilita crossplay con todas las plataformas

La función más esperada por los jugadores se habilitó finalmente en la consola de Sony.

Avatar de Leon Valle

Por: Leon Valle

Cambio de paradigma: Sony habilita crossplay con todas las plataformas

Cambio de paradigma: Sony habilita crossplay con todas las plataformas

Después de meses en un incomprensible estado beta, este martes pasó algo que muchos gamers esperaban: Sony habilitó definitivamente el cross-play con otras consolas para que cualquier estudio pueda aplicarlo en sus productos. Hasta ahora la opción solo estaba disponible en títulos como Fortnite, Rocket League, Dauntless y Realm Royale, y pudimos probarla en la beta abierta de Call of Duty: Modern Warfare.

Pero esta semana, como había prometido PUBG Corp. en una reciente transmisión, se actualizó la versión de PlayStation 4 de PUBG con una nueva versión que permite a los usuarios de Sony enfrentarse a jugadores de Xbox One en el popular battle royale, y eso fue solo el comienzo.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by Malditos Nerds (@malditosnerds) on

Históricamente Sony se resistió a habilitar el cross-play entre consolas alegando que como empresa prefería controlar el ecosistema de cada uno de sus juegos, pero después de mucho amague y presión de la comunidad y la industria en general, el mes pasado el gigante japonés cedió y anunció que en poco tiempo el cross-play sería libre. 

El martes, sin demasiada fanfarria, Sony confirmó que ese momento llegó en una entrevista que otorgó el CEO De Sony Interactive Entertainment Jim Ryan al portal Wired para discutir la baja de precio del servicio PlayStation Now. Extrañamente no hubo anuncio oficial, sino que fue una mera mención en el final de la nota mientras el ejecutivo hablaba de su estrategia para la nueva generación.

Al respecto, Ryan dijo que en la industria hay un duro precedente para la plataforma dominante en la nueva generación, y Sony no quiere repetir errores pasados. El ejecutivo está hablando de la alternancia entre su compañía y Microsoft durante la última década por lo que definió como “complacencia”: Sony se confió con la PlayStation 3 y Microsoft hizo lo mismo con la Xbox One y ambas empresas pagaron el precio.

“El precedente de la consola dominante que gana la próxima vez no es buena,” dijo. “Por lo que gran parte de mi energía está puesta en evitar la complacencia.”

La llegada del cross-play a la consola más popular del mercado es una gran noticia para los usuarios, pero mucho más para los desarrolladores, que podrán ampliar exponencialmente la base instalada de jugadores y así extender la vida útil de sus productos. Un excelente título multijugador como Laser League pasó completamente desapercibido y los servidores son un verdadero desierto, pero poder combinar los jugadores de las tres plataformas en las que se encuentra disponible quizá no volvería jugar en línea una experiencia tan frustrante y desalentadora. Es sólo cuestión de hablar con algún jugador del modo Temporadas de FIFA 19 para confirmar que durante sus últimos meses era muy difícil encontrar rivales, algo que se podría haber solucionado en parte a través del cross-play.

Ahora es cuestión de presionar a los estudios para que habiliten la función. Experiencias competitivas como Apex Legends, FIFA 20, Battlefield V, Rainbow Six y Overwatch son elecciones obvias, pero ¿qué pasa con juegos cooperativos como Monster Hunter World, Anthem, Destiny 2, Dauntless, Ghost Recon: Breakpoint o Warframe, por ejemplo? ¿Estará trabajando Capcom para integrarla en Project Resistance o Ubisoft en Roller Champions? ¿Saldrá el sol en el horizonte de Fallout 76Ya sin excusas, el cross-play debería convertirse en una exigencia de los jugadores para los estudios.

Han sido días agitados para Sony, con noticias buenas como la baja de precio del servicio PlayStation Now y otras un tanto extrañas, como la partida de dos ejecutivos de alto rango (uno de ellos, Shawn Layden, de muy alto perfil) el mismo día.

La casa de PlayStation está cambiando para bien y la guerra de las consolas se pusó mucho más interesante. 

En esta nota

Comentarios