Noticias

Artifact pierde más del 97% de sus jugadores en solo dos meses

La última gran apuesta de Valve salió muy mal y la comunidad le dio la espalda. ¿Es el primer gran fracaso de la compañía?

Avatar de Leon Valle

Por: Leon Valle

Artifact no consigue atraer jugadores(Valve)

Artifact no consigue atraer jugadores | Valve

A menos de dos meses de su lanzamiento Artifact, el juego de cartas coleccionables de Valve inspirado en el universo de Dota2, ha perdido más del 97 por ciento de los jugadores, de acuerdo a la información proporcionada por Steam a través de Steam Charts. El juego pasó de 60.740 jugadores en su primer día (el 28 de noviembre pasado) a menos de 1500 durante esta semana. ¿Es Artifact el primer gran fracaso de Valve?

Artifact es un proyecto que se mostró controversial desde el primer momento. Cuando Valve anunció que no sería gratuito como el resto de los juegos del género llamó la atención del público, pero cuando los jugadores se encontraron con una experiencia que demandaba pagos adicionales en casi todos los niveles, generó un rechazo masivo de la comunidad.

Desde entonces Valve se ha dedicado a solucionar los problemas de balance y reducir la predatoria monetización del juego lo más posible —permitiendo, por ejemplo, convertir cartas duplicadas en recursos para el resto del mazo—. Sin embargo, el mercado paralelo creado por la posibilidad de revender las cartas (que permite a cualquiera con recursos hacerse con un mazo invencible) y la falta de funciones fundamentales (como un chat dentro de las partidas) ahuyentaron lentamente a los jugadores. 

La empresa ha solucionado varios de esos problemas a través de parches y actualizaciones, pero en ciertos casos esas mejoras son recibidas de forma negativa por los usuarios (en particular aquella que balanceaba las cartas más poderosas del juego por las que algunos jugadores habían pagado dinero). Aún así, el desinterés por el título parece no tener vuelta atrás, algo que se ha materializado incluso en mercado paralelo de cartas, cuyos valores se han desplomado: durante la primera semana disponible el valor de una colección completa ascendía a un promedio de 290 dólares aproximadamente, mientras que en este momento esas mismas cartas pueden adquirirse por menos de 90 dólares. Eso significa que hay jugadores abriendo nuevos paquetes y poniendo cartas duplicadas a la venta (oferta) pero no hay nuevos jugadores interesados en ellas (demanda), lo que genera una baja de precio.

Artifact, la respuesta de Valve al fenómeno Hearthstone | Imagen: Valve

Al momento de escribir esta nota Artifact tiene poco más de 3200 jugadores en línea, pero los análisis en el sitio de Valve no se recuperan. Después de un masivo repudio de los jugadores a través de la calificación en el sitio, continúa con sólo un 53 por ciento de notas positivas. El juego recibió en enero actualizaciones menores y la cuenta de Twitter oficial no ve nuevos mensajes desde el 21 de diciembre pasado.

La empresa ha dicho en el pasado que Artifact es un producto al que le apuestan en el largo plazo y será parte importante de su escena competitiva (con premios por un millón de dólares a repartir), aunque no han habido anuncios formales de torneos de ningún tipo. Quizá Valve está preparando el relanzamiento como juego gratuito, un modelo de negocio que le ha funcionado muy bien en títulos como Dota 2 o Team Fortress. Al fin y al cabo, tiene los recursos como para devolver el dinero a los jugadores que lo hubieran adquirido si fuese necesario.

Actualmente Artifact se encuentra en el puesto 109 de los juegos más jugados de Steam, debajo de juegos como Grim Dawn (puesto 104), un RPG de acción lanzado en febrero de 2016.

En esta nota
  • Artifact
  • Valve
  • Steam