Publicado el

Ránking | En Amazon NO se consigue

Netflix 2018: 10 grandes películas exclusivas del servicio

Volver a la home

Por: Jessica Blady

Tags: Netflix
Este catálogo, sí se puede ver (y disfrutar).

Ya llegaran secuelas con ganas de arruinar esta buena racha como “Bright 2” o “Death Note Rises” (¿?), por lo pronto, tenemos que resaltar que Netflix viene ofreciendo un conjunto de buenas películas originales, o esas que compra para su distribución internacional, borrando (por un rato) los malos recuerdos de esos mamarrachos audiovisuales. El catálogo más reciente de la Gran N tiene un amplio abanico de géneros y posibilidades para elegir, historias que se pasearon por premiaciones, relatos que nos dejan conocer la cinematografía de otros países, y muchas apuestas independientes que, de otra manera, no saldrían del círculo festivalero.

  • 10
    6 Globos (6 Balloons, Marja-Lewis Ryan, 2018)
    Las producciones independientes siguen encontrando su lugarcito en el sistema de streaming, en este caso, un drama hecho y derecho, escrito y dirigido por la debutante Marja-Lewis Ryan. Abbi Jacobson (“Broad City”) abandona por un rato la comedia para meterse de lleno en esta historia que la pone en el papel de Katie, una treintañera que debe lidiar con su familia y los problemas cotidianos, como cualquiera de nosotros. Es 4 de julio, y los festejos del verano yanqui se cruzan con una fiesta sorpresa que la chica prepara para el cumpleaños de su novio. Entre amigos, una madre molesta (Jane Kaczmarek) y los preparativos de último momento, Katie decide ir a buscar a su hermano Seth (Dave Franco), adicto a la heroína, quien volvió a caer en sus antiguos vicios. Ahora, todo depende de ella: ayudarlo implica postergar sus asuntos, proteger a su pequeña sobrina y hasta avalar sus adicciones. Una historia sencilla y concisa con ideas muy claras sobre la autoestima, las responsabilidades y una droga aún más poderosa: el amor incondicional por la familia.
  • 9
    Amores Caníbales (The Bad Batch, Ana Lily Amirpour, 2016)
    Ana Lily Amirpour mezcla romance, terror, suspenso, violencia y mucho humor negro en esta historia protagonizada por Suki Waterhouse, Jason Momoa, Giovanni Ribisi, Jim Carrey y Keanu Reeves, entre tantos otros. Arlen (Waterhouse) queda abandonada en medio del desierto a las afueras de Texas, totalmente alejada de la civilización, en un aérea especial y cercada (The Bad Batch) donde son descartados los indeseables. Mientras se hace camino por este paisaje implacable, es capturada por una salvaje banda de caníbales liderada por el misterioso Miami Man (Momoa). Así, no le queda otra que adaptarse a su nueva vida dentro de este extraño grupete, y mientras intenta llegar hasta The Dream (Reeves), descubre que en este futuro no muy lejano, ser bueno o malo depende, principalmente, de quién te acompaña.
  • 8
    22 July (Paul Greengrass, 2018)
    Paul Greengrass sigue ahondando en dramas basados en hechos reales -“Capitán Phillips” (2013), “Vuelo 93” (2006)-, esta vez centrado en los terribles acontecimientos del 22 julio de 2011, cuando se llevó a cabo el peor ataque terrorista sufrido en suelo noruego. La jornada dejó 77 víctimas fatales, y el realizador divide su relato en tres partes para ponerse del lado de los sobrevivientes, el sistema político del país escandinavo y el de los abogados que tuvieron que encarar este terrible caso. Greengrass toma como punto de partida el libro “One of Us: The Story of a Massacre in Norway - and Its Aftermath” de Åsne Seierstad, una de esas historias poderosas que se pasea por festivales, pero a la hora de su estreno, salta derechito a la pantalla de la Gran N.
  • 7
    Apostle (Gareth Evans, 2018)
    Gareth Evans (no confundir con Gareth Edwards) hace gala de todas sus habilidades cinematográficas de la mano de este nuevo relato terrorífico, lleno de fantasía y misterios. La historia nos lleva al año 1905, donde Thomas Richardson (Dan Stevens) viaja hasta una remota isla de Gales para rescatar a su querida hermana Jennifer (Elen Rhys), secuestrada por un extraño culto que anda demandando un rescate a cambio de su vida. Thomas es un ex misionario que abandonó la religión tras haber sido torturado en Pekín, pero esto no lo suavizó ni un poquito, sino todo lo contrario. Ahora, los que se van a tener que cuidar son los miembros de esta secta misteriosa, a medida que el muchacho se adentra más y más en sus secretos y mentiras.
  • 6
    Private Life (Tamara Jenkins, 2018)
    Tamara Jenkins (“La Familia Savage”) es la directora y guionista responsable de esta dramedia protagonizada por Paul Giamatti, Kathryn Hahn, Kayli Carter, Molly Shannon, John Carroll Lynch, Desmin Borges y Denis O'Hare. La historia se centra en Richard (Giamatti) y Rachel (Hahn), un matrimonio de escritores que, a sabiendas de su infertilidad, intentan tener un bebé de todas las maneras posibles. Tras pasar por tratamientos y procesos de adopción, y a riesgo de poner en jaque su relación bajo tanto estrés, la pareja empieza a darse por vencida, hasta que entra en juego la incorporación de un tercero y una estudiante universitaria (Carter), que provoca que la dupla empiece a reconsiderar sus opciones paternales.
  • 5
    To All the Boys I've Loved Before (Susan Johnson, 2018)
    Durante este 2018, Netflix se convirtió en refugio de todos esos románticos incurables que necesitan su dosis semanal de amor adolescente. Jenny Han se inspiró en su propio hábito de escribir larguísimas cartas a esos chicos de los que se enamoró en su época teen, y se despachó con la novela que le da origen al relato de Lara Jean (Lana Condor), una jovencita de 16 años, de origen coreano-americano, que fantasea con el romance ideal. A lo largo de su corta vida, LJ escribió cinco cartas para esos chicos de los que se enamoró, misivas donde plasma sus deseos y experiencias, pero que jamás pensó en entregar. Ya se imaginaran los enredos que surgen cuando estas salen a la luz y llegan a las manos de sus verdaderos destinatarios. La directora Susan Johnson y la guionista Sofia Alvarez logran hilar una buena historia, sencilla, simpática y llevadera, protagonizada por un grupo de personajes con los que cualquiera se puede identificar, sin dejar de lado temas tan presentes y relevantes como la sobreexposición, la popularidad, y todas esas dudas y sentimientos de la edad del pavo.
  • 4
    Cargo (Ben Howling, Yolanda Ramke, 2018)
    Cuando pensás que el subgénero de muertos vivos ya no tiene nada nuevo para agregar, los australianos Ben Howling y Yolanda Ramke le suman drama familiar y los paisajes más desoladores del país oceánico. La dupla de realizadores extendió la historia de su cortometraje homónimo del año 2007 para crear un thriller de supervivencia que mezcla monstruos hambrientos y las costumbres y el misticismo de los aborígenes de la región. Acá, una violenta epidemia se expandió por las tierras australianas y, una vez infectados, los enfermos sólo tienen 48 horas antes de convertirse en zombies deseosos de carne humana. Andy (Martin Freeman) y Kay (Susie Porter) se autoexiliaron al río para mantenerse a salvo, pero la falta de alimentos los obliga a aventurarse en el continente y poner en riesgo esa seguridad que lograron para ellos y su pequeña hija Rosie. Las cosas se complican y papá hará lo que sea para salvaguardar el futuro de la beba.
  • 3
    Blockbuster (July Hygreck, 2018)
    La realizadora francesa July Hygreck debuta tras las cámaras con esta comedia romántica que se hace eco de los tiempos que corren, donde los millennials y sus (des)preocupaciones son el centro de la historia. Jérémy y Lola son una parejita ideal que conecta casi inmediatamente. Juntos deciden documentar su día a día con un conjunto de videítos llenos de locura al que denominan “Blockbuster”, pero el amor llega a su fin, al igual que la “serie”, cuando la chica descubre la verdad: que fue la ganadora de una apuesta entre su enamorado y sus amigotes. Para recuperarla, Jérémy urde el plan más extraño y junto a sus compañeros conforman una banda de superhéroes con la misión de secuestrar a personajes famosos y pedir un solo rescate: a Lola. Una estética modernosa y vertiginosa de imágenes captadas por un sinfín de celulares, las callecitas de París como escenario, las complicaciones del amor y la comunicación en el siglo XXI, o mejor dicho, la imposibilidad de comunicar abiertamente los sentimientos.
  • 2
    Operación Final (Operation Finale, Chris Weitz, 2018)
    No es la primera vez que la “cacería” de Adolph Eichmann llega a la pantalla (grande o chica). En esta oportunidad, Oscar Isaac se pone en la piel de Peter Malkin, líder del escuadrón del Mossad encargado de seguirle la huella, y de la captura del temido criminal de guerra Nazi que buscó refugio en la Argentina. A la Gran N le tocó la tarea de la distribución internacional de este drama histórico dirigido por Chris Weitz (“La Brújula Dorada”). Acá, Ben Kingsley es el temido oficial de la SS que en 1960 encontró el desenlace de su huida a manos de la inteligencia israelí, y la muerte en 1962 por crímenes contra la humanidad, siendo uno de los principales responsables de la llamada “Solución Final”, la eliminación sistemática de la población judía europea durante la Segunda Guerra Mundial.
  • 1
    Aniquilación (Annihilation, Alex Garland, 2018)
    Alex Garland la rompió toda con “Ex Machina” (2015), su debut cinematográfico. Acá redobla la apuesta con una nueva aventura fantástica centrada en Lena (Natalie Portman), una bióloga que se lanza a una arriesgada expedición dentro de una zona de “desastre ambiental”, para encontrar las causas del padecimiento de su marido (Oscar Isaac) tras haber desaparecido durante meses en ese mismo lugar. Pero el grupo conformado por la chica, una psicóloga (Jennifer Jason Leigh), una geóloga (Tuva Novotny), una física (Tessa Thompson) y una paramédica (Gina Rodriguez) hallan algo más de lo que andaban buscando: el Área X, como se la conoce, se maneja con leyes físicas propias muy diferentes a las del resto del planeta. Lamentablemente, “Aniquilación” (Annihilation, 2018) no pasó por las salas locales y terminó en la pantalla de Netflix, un desperdicio si tenemos en cuenta los climas terroríficos que genera, y esa maravillosa y extraña puesta en escena.

1. 6 Globos (6 Balloons, Marja-Lewis Ryan, 2018)

Las producciones independientes siguen encontrando su lugarcito en el sistema de streaming, en este caso, un drama hecho y derecho, escrito y dirigido por la debutante Marja-Lewis Ryan. Abbi Jacobson (“Broad City”) abandona por un rato la comedia para meterse de lleno en esta historia que la pone en el papel de Katie, una treintañera que debe lidiar con su familia y los problemas cotidianos, como cualquiera de nosotros. Es 4 de julio, y los festejos del verano yanqui se cruzan con una fiesta sorpresa que la chica prepara para el cumpleaños de su novio. Entre amigos, una madre molesta (Jane Kaczmarek) y los preparativos de último momento, Katie decide ir a buscar a su hermano Seth (Dave Franco), adicto a la heroína, quien volvió a caer en sus antiguos vicios. Ahora, todo depende de ella: ayudarlo implica postergar sus asuntos, proteger a su pequeña sobrina y hasta avalar sus adicciones. Una historia sencilla y concisa con ideas muy claras sobre la autoestima, las responsabilidades y una droga aún más poderosa: el amor incondicional por la familia.
Anterior Siguiente < >