Tops
top

1 | The Witcher 3: Wild Hunt | Los 100 mejores juegos de la década 2010

Cuelga tus cascadas espadas viejo brujo, tu trabajo aquí ya está hecho.

Es probable que el Top 10 de nuestros 100 mejores juegos de la década tengan cosas en común. Juegos con un detallado mundo abierto esperando ser explorado, muy posiblemente sobre un fiel corcel, con un sinfín de aventuras hechas a medida por descubrir y pintorescos personajes por conocer. ¿Entonces qué hace The Witcher 3 diferente? ¿Por qué es este el que tiene el uno delante del título, y no Red Dead o Breath of the Wild? Algunas de las razones son simples, otra complejas, pero sobre todo, numerosas. Simplemente digamos es el juego perfecto hecho por el estudio indicado, en el momento preciso.

CD Projekt es un estudio pasional, nada de lo que hagan jamás será ajeno a ellos. Pero ninguno de sus dos juegos anteriores fueron tan personales como el final de la saga de Geralt. Tanto para el estudio como para los individuos que lo hicieron, representó el final de un largo y emocionante viaje, en el que dejaron todo —si nos remontamos al origen de su estudio, dejaron literalmente todo— para llegar a este momento de capacidad interna y reconocimiento externo.

El mundo inicial de The Witcher 3 es uno frío y gris, devastado por un conflicto entre naciones y despedazado por la hambrienta potencia de turno, para nada ajeno a lo que tuvo que sufrir Polonia a mitad de siglo, y de donde Sapkowski tomó inspiración para sus historias. Su héroe es un bicho raro, un mutante. Señalado por todos y odiado por quienes no lo comprenden, pero respetado en silencio y a distancia por tantos otros, no tan disimilar a la carrera de CD Projekt. Los personajes que lo habitan son simples víctimas de un conflicto mucho más grande que ellos. ¿Acaso somos nosotros, los jugadores?

Tal vez todos hablen de la quest del Bloody Baron, pero Wild Hunt no tiene una o dos buenas, todo lo contrario.

Encarar un nuevo The Witcher después de tanta experiencia acumulada, y de haber puesto tanto de ellos en los anteriores, les dio la oportunidad de amigarse un poco con los textos de Sapkowski, quien no había sido de lo más amable en sus declaraciones, demanda judicial de por medio. Conocimos a un Geralt más fiel a los relatos, y también integraron a la historia personajes claves para entender mejor a nuestro querido Lobo Blanco: Ciri y Yennefer. Esto puede haberle sacado agencia al jugador, pero entregó al mismo tiempo una historia mucho más humana que previas versiones, y se animó a tocar temas que cualquier otro estudio hubiera corrido despavorido o ni siquiera sabría cómo encarar.

Wild Hunt tiene de los mejores gráficos de la década, así también como algunos de los personajes y quests más memorables. Desde los putrefactos y lodosos campos de batalla de Velen a los picos nevados de Skellige y los coloridos viñedos de Toussaint, The Witcher III lo tiene todo, construido con un nivel de cuidado exclusivo de los grandes estudios. Encima, el guión es impecable, pero deja suficiente margen para que, en el medio, el jugador construya su propia historia. Pero esto es solo una cara de la moneda. Es tan solo lo mínimo e indispensable para estar entre los mejores juegos de los últimos diez años. También es un excelente sandbox, ofreciendo un mundo viviente y misterioso que explorar entre misiones, para descubrir todos los secretos que se ocultan entre cuevas y pantanos.

Uno de los aspectos más criticados fue el combate, pero es casi tan maravilloso como el resto del juego.

Que no les sorprenda si terminamos hablando tanto de CD Projekt como de su juego, pero así de relevante es este estudio en la actualidad. Su naturaleza independiente les ha permitido mantener algo que cualquier otro gran estudio parece haber perdido hoy día: Hacer juegos por el juego mismo, por la pasión y el amor al medio y sus posibilidades, sin razones ulteriores. De alguna manera lograron juntar la concepción old school y “amateur” del gaming viejo con todo el profesionalismo del diseño moderno, sin caer en la demagogia que hoy inunda nuestra industria. Y muchísimo más rescatable aún, sin caer en la codicia que parecen haber caído otros viejos estandartes de la industria, llámese Rockstar o Bethesda. En épocas donde se guarda contenido para futuros DLC, y se mantiene juegos vivos a base de microtransacciones, CD Projekt lanzó dos expansiones que en sí mismas contienen tanto contenido que podrían llenar nuevos juegos.

Tanto CD Projekt como The Witcher 3 creen en los jugadores. Creen en su poder y en su inventiva, pero sobre todas las cosas, los respetan. Respetan su tiempo y su dinero. No es casualidad que The Witcher 2 también integra la lista. CD Projekt es también el estudio de la década. Venía marcando tendencia desde su primer juego, pero no fue hasta el segundo que todos empezamos a escuchar. Y no bien llegó el tercero, empezamos a preguntar: ¿Cómo es posible?

Son muy pocos los juegos que alcanzan el hype generado por el marketing propio, la comunidad y la prensa. Muchísimo menos, aquellos que lo sobrepasan. The Witcher 3: Wild Hunt marcó un antes y un después no por revolucionario, sino por pasional. Fue todo lo que los fans esperaban, y mucho más. Construido con maestría, amor y respeto. Es por eso que en los foros parecen tan exagerado el amor por The Witcher. Si nos guiamos por lo que dice la comunidad, jamás existió ni existirá un juego como este. Y aunque es una exageración, la acérrima reacción surge solo de la identificación que ha logrado el juego y su estudio con su comunidad.

¿Volveremos a pisar esas tierras en las botas de la Leoncita de Cintra?

No importa cómo salga la serie de Netflix, o lo que diga el creador de la bestia, Sapkowski, CD Projekt ya tiene ganado un lugar en el Panteón del Gaming. Su devenir ya no importa del éxito de Cyberpunk 2077 o lo que hagan en el futuro, porque siempre vamos a poder volver a Wild Hunt y sus expansiones. Un juego que no es solo para 2015 o esta década. The Witcher 3: Wild Hunt, es un juego para siempre.

Estudio: CD Projekt
Lanzamiento: 19 de mayo de 2015
Plataformas: PC, PS4, Xbox One, Nintendo Switch

A lo largo de los últimos meses de 2019 vamos a elegir los 100 mejores juegos de la década de 2010. Todos los días vamos a postear dos de los elegidos, desde el 28 de octubre hasta el 16 de diciembre, día en el que vamos a presentar los 5 mejores de los últimos 10 años. Podés seguir la lista todos los días entrando a este hashtag.

Dejá tu comentario