Análisis

ANÁLISIS | Chinatown Detective Agency, un mar de incoherencias

Chinatown Detective Agency es el nuevo juego de General Interactive Co: un point and click con un look excepcional y un contenido que deja mucho que desear.

Si bien las aventuras gráficas no son mi género predilecto, han pasado por mis manos algunas joyas que me han dejado los más placenteros recuerdos como Life is Strange, Tell Me Why y uno de los más recientes, Twelve Minutes. Es gracias a esas experiencias que decidí adentrarme en Chinatown Detective Agency. Eso y que - según la descripción en Game Pass - estaba convencida de que me iba a encontrar con una de mis sagas literarias favoritas (“Ante la muerte” de J.D. Robb) convertida en videojuego.

Chinatown Detective Agency está situada en Singapur (año 2037) y pone sobre la mesa un hermoso escenario estilo pixel art que mezcla a la perfección el noir con el cyberpunk. Como la mayoría de historias con tintes de noir, nos ubicamos en un país en decadencia, corrupto, sucio y con un gobierno que se tambalea. Sus habitantes se encuentran desesperados debido a un colapso en la economía global que empezó hace diez años y está a punto de tocar fondo.

CHINATOWNDETECTIVEAGENCY2.jpg

Uno de estos habitantes es nuestra protagonista, Amira Darma, es una ex agente de la Interpol que ha decidido abrir su propia agencia de detectives. Su prioridad, como la de todos en Singapur, es ganar suficiente dinero para poder vivir mes a mes. Por supuesto ella lo conseguirá resolviendo misterios. Los primeros tres que tocan a nuestra puerta son individuales unos de otros, pero nos sirven para conocer a nuestros contratistas: Rupert Zhou, Tiger Lily y Keeran Iyer. Luego se nos dará la opción de elegir con cuál de ellos queremos trabajar de forma exclusiva y a tiempo completo. Cada uno traerá distintos caminos para nosotros según sus ideales, pero realmente no importa cuál elijas, el final de la historia siempre será el mismo. Por ende, no se los puedo spoilear. Lo que sí les puedo contar es que no importa para cuál decides trabajar, las incoherencias de este intento de Carmen Sandiego estarán a la orden del día desde el minuto uno y terminarán por opacar la experiencia por completo.

La mecánica del videojuego es clara: llega un misterio, se obtienen las pistas, se resuelve y Amira cobra una tarifa. Si bien el título tiene como línea principal la parte detectivesca, el manejo económico es su segundo pilar. Para evitar toparnos con la pantalla de Game Over debemos sí o sí mantener la suficiente cantidad de dinero en el banco para poder pagar la renta de la oficina y no caer en bancarrota. Pero eso no es todo. Además debemos tener un buen manejo del efectivo para poder pagar los pasajes de avión, los viajes en el subte y las pistas que nos puedan dar algunos NPC.

CHINATOWNDETECTIVEAGENCY3.jpg

Precisamente es en esta parte en donde se genera la primera incongruencia del juego y es que es casi imposible quedar en negativo ya que nuestra protagonista arranca esta aventura con una buena cantidad de dinero disponible. Asimismo, el primer caso que resolvemos (a parte de ser absurdamente sencillo) paga muy bien y ayuda a solventarnos por un buen rato. Si la idea es que la parte monetaria sea una dificultad constante - ya que Amira se la pasa diciendo una y otra vez que necesita más trabajo para llegar a fin de mes - no se siente en ningún momento. Basta con resolver unos pocos misterios para poder quitarnos la preocupación de encima por completo.

CHINATOWN DETECTIVE AGENCY: GRAN JUEGO VISUAL ¿OFRECE MÁS? // REVIEW MALDITOS GAMES

De la misma forma, durante la primera hora pasan dos cosas realmente ilógicas que atentan contra el contexto “adulto” que quiere representar Chinatown Detective Agency. Cuando nos dan nuestro primer caso, conocemos a Rupert Zhou, un tipo algo turbio que prácticamente tiene ojos en todo Singapur. Él nos pide encontrarnos a medianoche en un parque al que debemos acceder hackeando una alarma (y por “hackear” me refiero a resolver un juego de memoria bastante patético). No existe ninguna justificación para que este encuentro sea a escondidas, a medianoche y menos aún en la mitad de un parque. En tal caso, si no pudiéramos resolver el puzle y saltara la alarma, ¿no quedaría él en evidencia? ¿no es ese un riesgo bastante mayor? No lo sé Rick, parece falso.

La otra situación se da pocos minutos después, cuando conocemos a Mei Ting, una chica que trabaja en la biblioteca nacional. Amira, una agente supuestamente curtida, no tiene ningún reparo en revelarle absolutamente toda la información sobre el caso, el hecho de que está buscando una pista, su situación de investigadora y que tiene una agencia de detectives. Si algo me enseñaron las series y películas a lo largo de mi vida es que esa es información clasificada y no se la puedes decir a nadie, menos a una persona que acabas de conocer. Peor aún, a nuestra protagonista le parece buena idea pagarle por información y pedirle ayuda con otros misterios. ¿Es que acaso nunca escuchó sobre los agentes infiltrados? La desconfianza es una de las características principales de todo agente y hasta yo miro de reojo a Mei Ting.

CHINATOWNDETECTIVEAGENCY4.jpg

Como si fuera poco, la partida sólo se puede guardar (automáticamente) una vez que un caso es resuelto en su totalidad, por lo que si quieres volver un poco para atrás para probar otra opción de acción y ver si hay un resultado alterno - algo sumamente común en este género - simplemente no se puede. Asimismo, si rompes la lógica temporal de la aventura llegando a una cita antes de lo debido, el juego crashea y debes darle reload obligatoriamente. Esto hace que arranques el caso desde cero y pierdas todo ese progreso. Un cúmulo de frustraciones que te van empujando fuera de la narrativa.

Por supuesto hay ciertas cosas que celebrar de Chinatown Detective Agency, como su apartado visual, su destacable voice acting - que le inyectan algo de vida a tan acartonados personajes - y sobre todo la cantidad de información interesante que aprendemos en el camino. Desde la creación del Budismo hasta pinturas de Bosch, pasando por el Imperio Otomano y el lenguaje cuneiforme. La cantidad de datos no sólo de las ciudades que visitamos sino de la propia historia de Singapur, te mantienen cautivado y queriendo más. Por lo menos si veían History Channel desde chiquitos, como yo.

Embed

Asimismo, el viaje personal de nuestra protagonista es muy destacable. Cuando empieza la aventura, hay ciertas incompatibilidades entre lo que quiere y cómo actúa. Ella se fue de la policía para alejarse de la burocracia y tener más libertad, pero cuando conoce a un grupo de rebeldes que roban piezas de arte para devolverlas a sus países de orígen, ella no puede evitar condenar sus acciones a pesar de tratarse de una situación bastante altruista. Eventualmente, durante la segunda mitad del título, Amira deja de tener un código moral tan rígido e incluso llega hacer cosas que antes hubiera condenado, como dispararle a un sospechoso sin diálogo previo, allanar un departamento y robar evidencia.

CHINATOWNDETECTIVEAGENCY5.jpg

Si bien la mejor parte del juego es ver cómo esta ex policía tan rígida entiende que la ley no está hecha para ayudar a los desamparados y que por ende está bien salirse de las líneas de vez en cuando, no es suficiente para salvar a Chinatown Detective Agency. El título no consigue que nos interesemos por los misterios que resolvemos, ni las historias detrás de ellos. Tiene una clara falta de corazón y por ello no empatizamos con lo que sucede en Singapur ni con su gente. Ni siquiera sus tres vertientes con Rupert Zhou, Tiger Lily o Keeran Iyer alcanzan para enganchar u ofrecer algún giro inesperado que nos deje boquiabiertos. De hecho, luego de haber pasado varias horas en este mundo cyber noir, creo que con una run es suficiente.

Chinatown Detective Agency se siente incompleto, apresurado y sin esencia. El mayor problema recae en que no termina de definir su tono ni delinear el tipo de público al que apunta. Además, no se nos hace realmente partícipes de lo importante dentro de la narrativa y no nos llegamos a sentir como detectives sino como simples ayudantes. No tenemos la necesidad de pensar y conectar el punto A con el punto B, ni debemos discernir entre toda la información o posibilidades que se nos presentan para progresar. Simplemente necesitamos que Amira nos diga textualmente cómo seguir para llevar al personaje de un escenario a otro. El sabor que me queda es el de un intento fallido de Carmen Sandiego, que se presenta visual y temáticamente como un juego muy adulto, pero con una ejecución que tiene la simpleza de una historia para niños con acceso a google.

Embed

CHINATOWN DETECTIVE AGENCY

7/4/2022 (PC, NINTENDO SWITCH, XBOX)
5.5

Chinatown Detective Agency fue lanzado el 07/04/2022. Lo jugué mediante el Game Pass de Xbox y me tomó aproximadamente 9 horas completarlo. Está disponible también en Steam y Nintendo Switch.

Dejá tu comentario