Black Paradox
Análisis

Análisis | Black Paradox (PC, PS4, XONE, SWITCH)

Un auto volador modificado con todo tipo de artilugios, armas y una buena cantidad de bosses que derrotar son el plato fuerte del shooter de Fantástico Studio que acaba de salir de Early Access. ¿Vale la pena? Te lo contamos en este análisis.

Avatar de Sebastián Cigarreta

Por: Sebastián Cigarreta

El Shoot ‘em up es uno de los géneros más arraigados en el retro gaming. Su expresión más simple fue un pilar fundamental dentro de la primera mitad de vida de la industria, sin embargo en la actualidad ha perdido popularidad. Hoy en día es un género de nicho con buenos exponentes y diferentes subgéneros que rascan la picazón de un pequeño aunque fiel grupo de jugadores. El estudio italiano Fantástico Studio decidió tomar cartas en el asunto y crear un shooter de navecitas que se sienta moderno y que, a la vez, se mantenga fiel a las raíces del género.Y gracias a la intervención de Digerati (editora de geniales indies como Odallus, Oniken, Uncanny Valley y Paranautical Activity entre muchos otros) nos llega Black Paradox.

Si tuviera que definirlo rápidamente les diría que piensen en un shooter de la vieja escuela, pero con una temática extremadamente ochentosa y con una fuerte presencia de elementos rogue-lite. Pero en profundidad hay mucha más tela que cortar, especialmente cuando comenzamos a ver que detrás de la aparente simpleza se esconde un sistema de progresión bien pensado. El juego se reinicia cada vez que morimos y los niveles se generan de forma procedural, esto quiere decir que nunca jugaremos dos veces el mismo nivel. Sin embargo  cada uno de los siete bosses que deberemos derrotar cuenta con una estética, enemigos particulares y varias mecánicas que se harán presentes más allá del corte rogue-lite.



La propuesta jugable incluye un ciclo de vida y muerte muy adictivo, que nos provocará volver a iniciar una nueva partida justo después de morir. Y si bien no podemos llevarnos ninguna de las armas o power-ups que hayamos recogido, sí nos llevaremos todo el dinero acumulado. Con este compraremos chips en el taller que mejorarán nuestro vehículo el “Star Phoenix” y nos conferirán mejoras para afrontar el próximo intento. Estas van desde lo más básico como más puntos de vida, velocidad, cadencia de disparo o daño, hasta la posibilidad modificar los ataques. Por ejemplo uno hará que el 3% de nuestros disparos sean triples, otro que se transformen en misiles perseguidores, nos hagan invulnerables o hasta absorban la vida de los enemigos. Los chips vienen en diferentes niveles que, junto con su precio, escalan los beneficios.

A medida que vamos juntando dinero podremos desbloquear dos slots más para instalar un total de 4 chips, enviando aquellos que reemplazamos a un depósito. Esto nos permite probar diferentes combinaciones antes de comenzar una nueva partida y añade una capa de profundidad a la experiencia. Una vez dentro del juego las armas y los power-ups estarán librados al azar, por lo que el éxito no solo estará determinado por nuestra habilidad con el pad sino también por lo que dicte la providencia. En cada nivel tendremos la oportunidad de conseguir dos armas, si es que matamos a la nave que las otorga y luego de cada boss podremos elegir entre un power-up o un drone también completamente al azar. Nuestro as bajo la manga es un ataque especial, que podemos desatar al llenar una barra de energía, que invoca al Black Paradox de un universo paralelo y viene a ayudarnos con alguna habilidad arrasadora.

Black Paradox Garage
En el garage invertiremos nuestros ahorros en nuevos chips, de esto dependerá nuestro éxito en el próximo intento.

Lo bueno de este elemento de azar obligatorio es que no nos quedará otro remedio que aprender a jugar con todas las armas, lo malo es que el gran arsenal que maneja Black Paradox hará que no se repitan demasiado. Hay 20 armas disponibles, que dentro de todo es un número coherente, pero de los 37 power-ups es muy difícil aprender a usarlos todos. Lo mismo sucede con los 13 drones y la super remota posibilidad de llegar a conseguir uno de los 8 combos sin tener que recurrir a las bondades de internet. Por suerte Fantástico Studio fue generoso a la hora de balancear el dinero y si no lo malgastamos tendremos 4 chips y una buena cantidad de ventajas instaladas dentro de las primeras 3 o 4 horas de juego. Aunque, con una mano en el corazón, no es una experiencia fácil y seguramente alejará a una buena parte de los usuarios casuales a causa de su indomable dificultad.

Black Paradox muestra su mejor cara cuando jugamos con un amigo. El modo coop solo funciona de forma local, pero va muy bien con su espíritu retro. Dos autos voladores bien coordinados pueden arrasar con los 7 bosses en una tarde de gloria, desbloquear el modo boss rush y los otros 8 bosses con más facilidad que un jugador solitario. Si hay algo que no puede objetarse del título del estudio italiano es su jugabilidad, los controles están pulidos y responden a la perfección. Por eso es que, al morir, sentiremos que fue culpa nuestra lo que facilita el ciclo adictivo de muerte-nueva partida. Los bosses están diseñados en un hermoso pixel art y ostentan una identidad propia, no solo de nombre sino a la hora de combatir. Todos tienen varios patrones de ataque, algunos tan variados que deberemos intentar varias veces hasta llegar a reconocerlos todos. Al derrotarlos nos llevaremos una recompensa en metálico que, a fin de cuentas, es lo más importante a la hora de progresar en el juego.

Black Paradox Warlock
Derrotar a Warlock será el primer gran desafío de Black Paradox, si superan esta prueba seguro llegarán al final.

Black Paradox es un Shoot ‘em up hecho y derecho. Paga tributo a la vieja escuela desde sus controles pulidos y su respuesta perfecta, pero también arrastra una dificultad endiablada que complica sus chances ante el público masivo. Sus elementos rogue-lite tampoco ayudan a la causa, porque si bien están balanceados seguramente muchos rebotarán contra la pared de tener que volver a matar a todos los bosses cada vez que morimos. Es cierto que al mejorar el auto la experiencia mejora, ¿pero cuántos jugadores invertirán el tiempo suficiente para llegar a ese punto? El resto del paquete incluye un apartado técnico modesto pero bien realizado, con pixel art original y colorido, una banda sonora compuesta en delicioso chiptune y una oleada de referencias a la cultura pop de los ochentas que nos robarán más de una sonrisa.

¿Te quedaste con dudas aún después de este detalladisimo análisis? ¡Sumate a nuestro canal de Discord en discord.malditosnerds.com para chatear con nosotros y conocer gente con quien jugar!

Black Paradox Ficha Técnica
En esta nota
  • black paradox

Comentarios