Noticias

Devolver Digital: los 10 mejores juegos de la marca más delirante del gaming

Hacemos un repaso por diez títulos geniales de una distribuidora muy querida por el público gamer
Avatar de Maximiliano Baldo

Por: Maximiliano Baldo

¿Tenés una idea loca para un videojuego totalmente demente y no sabés cómo publicarlo? Pasales el dato a Devolver Digital, que a lo mejor te prestan mucha atención.

Desde principios de 2010 esta distribuidora hizo enfoque especial en el mundillo de juegos Indie gracias a un par de éxitos marcados, lo que sirvió de base para darle forma a su modus operandi: si el juego es original en su jugabilidad y/o concepto, Devolver puede llegar a mostrar un considerable interés en darle su sello de aprobación. Una movida quizá un tanto arriesgada, pero estos locos lindos han sabido ser muy sensatos a la hora de elegir nuevos títulos para su catálogo, que hoy es una colección de absolutas bellezas en las que la calidad de su contenido y la originalidad de sus conceptos suelen ir de la mano.

Ah, y no olvidemos esa memorable conferencia que dieron en la E3 de 2017. Los mejores 20 minutos del año. Y mientras nos preguntamos si la conferencia de este año será otro hitazo o si repetirán la fórmula (algo realmente inusual para Devolver, que suele apuntar a la originalidad) no viene mal hacer un repaso por diez de sus títulos más memorables. Prepárense a lanzar sus billetes al monitor, porque todos estos juegos valen cada centavo.

OlliOlli / OlliOlli2

OlliOlli / OlliOlli2

10

OlliOlli / OlliOlli2

Comencemos esta lista con un doblete de patinaje iracundo. Tanto OlliOlli como su secuela, OlliOlli2, son básicamente el mismo juego: una especie de plataformero de scroll automático que en realidad es un juego de hacer piruetas en patineta en loquísimos escenarios 2D con estética pixelart Retro. Hermoso.

Cada nivel nos enfrenta a una serie de desafíos de patinaje que debemos intentar superar, para lo cual habrá que hacer uso de un complejo sistema de combos y malabares en nuestra tabla con rueditas; desde aterrizar correctamente luego de un salto hasta dar vueltas en el aire en todas las direcciones posibles. El juego puede volverse irritante bastante rápido (un solo error puede significar repetir todo el nivel), pero aquellos que encuentren ese estado Zen tan especial y aprendan a moverse con el flujo del gameplay disfrutarán en esta dupla de títulos muchos momentos de absoluta genialidad.
Ruiner

Ruiner

9

Ruiner

Uno de los títulos más recientes del catálogo de Devolver Digital es esta oda a la ultraviolencia cyberpunk. Ruiner nos mete en el casco de nuestro silente protagonista, que quizá no diga mucho pero ciertamente sabe expresarse al ton y son de golpes y disparos. Con escenarios predominantes de carmesí los enemigos vendrán en oleadas y nosotros tendremos el trabajo de despacharlos. No hay mucha ciencia detrás del juego, simplemente un constante flujo de acción desenfrenada en un Twin-Stick Shooter con todas las de la ley; y a veces eso es todo lo que hace falta para pasarla bomba.
Reigns / Reigns: Her Majesty

Reigns / Reigns: Her Majesty

8

Reigns / Reigns: Her Majesty

Lo bueno, si breve, dos veces bueno. Esto también incluye el minimalismo atroz de jugabilidad y estética, como lo que Reigns nos ofrece. Este “simulador de reinos” nos pone en el papel del monarca de turno al que año tras año de reinado se le presentan cuestiones a resolver mediante dos posibles respuestas, intentando siempre mantener un equilibrio entre la aprobación de la Iglesia, el bienestar de sus súbditos, el poderío de su ejército y la riqueza de su tesoro. Llevar cualquiera de estos medidores al punto mínimo o máximo significa perecer, dejando que el próximo rey continúe con nuestro legado en un universo que no parece tener fin.

Su sencilla jugabilidad basada en decisiones binarias hace de su concepto un candidato ideal para partidas breves; en especial en su versión para dispositivos móviles. Lo mismo su secuela, Reigns: Her Majesty, que repite la fórmula pero añade algunos elementos de jugabilidad extra, mostrando ahora la perspectiva de la reina en todo este asunto. Dos juegos de similares conceptos pero con diferentes reglas; ambos grandes clásicos de Devolver Digital.
Dropsy

Dropsy

7

Dropsy

Devolver Digital también se dio el lujo de publicar una aventura gráfica acorde a sus parámetros; es decir, original, colorida, levemente delirante y con un buen toque de emotividad. Esta es la historia de Dropsy, el aterrador payaso de un circo destruido por un incendio que, dicen, él causó por accidente.

Pero Dropsy no es lo que parece. Detrás de ese rostro que inspiraría incontables historias de terror hay un ser bondadoso, amigable, dispuesto a ayudar a todo el que encuentre a su paso. Esta aventura es extraña en el sentido de ser de cuasi-mundo abierto: podemos explorar un enorme mapa, una pantalla a la vez, desde el inicio del juego. Toda la trama es narrada mediante pictogramas, pequeños dibujos que aparecen encima de los personajes y que refieren sentimientos y expresiones. Es una forma inusual de formar una narrativa, pero con este sistema el juego consigue eliminar la barrera del idioma.

Dropsy es un buenazo que vamos queriendo cada vez más; en especial luego de realizar cada buena acción ante los diferentes personajes que se cruzarán en su camino, momento en el que podremos darles un cálido abrazo para forjar una nueva amistad. Este es uno de esos juegos que te dejan sintiéndote mucho mejor, y la sonrisa de ese payaso poco a poco se va contagiando en nuestros propios labios. Más juegos como Dropsy, por favor.
Okhlos

Okhlos

6

Okhlos

Es un verdadero orgullo ver en el catálogo de Devolver Digital un título desarrollado en nuestra patria, más aún cuando el juego en cuestión es tan divertido. Esto es Okhlos, de Coffee Powered Machine, una especie de Dungeon Crawler Roguelike mezclado con Pikmin. Así de loco. Así de genial.

Los filósofos de la antigua Grecia están enfadados con los Dioses y claman venganza. Para ello han de reunir a la muchedumbre para formar una turba iracunda de destrucción, usando el poder de los números para rodear y aporrear a cuanto infeliz intente detenerlos. Diferentes tipos de unidades implican diferentes efectos en el Todo de nuestro grupo, pudiendo adquirir unidades especiales que proveen bonificaciones adicionales y algún que otro cambio de gameplay. El enfoque sigue estando en hacer de nuestra congregación una verdadera fuerza de choque llegando al límite de su furia, momento en el que ni los edificios quedarán en pie ante nuestro paso.

En sus mejores momentos el juego es un total y absoluto caos y eso es fantástico… y también sorprendentemente catártico. ¿Tuviste un día malo? Jugá una partidita de Okhlos y dejá fluir la furia en tus adorables unidades pixeladas. Vale la pena.
Enter the Gungeon

Enter the Gungeon

5

Enter the Gungeon

No podía dejar afuera de este listado uno de los Dungeon Crawlers más originales y divertidos, apartados que comparte el simpático Enter the Gungeon. El chiste principal de este juego es que todo, TODO tiene que ver con armas y munición y el juego no va a desperdiciar ni una sola oportunidad en hacer un chiste al respecto. Incluso la traducción al español está colmada hasta los dientes de juegos de palabras (“Armazmorra” en lugar de “Mazmorra”).

Pero un juego se juzga principalmente por su jugabilidad, ¿verdad? Por suerte Gungeon tiene de eso por toneladas: explorar cada cámara de la armazmorra involucra tiroteos en cada una de sus habitaciones, enfrentándonos a enemigos que—por supuesto—son temáticamente correctos: casquillos de todo calibre y hasta explosivos vivos, pasando a jefes de piso enormes, poderosos y letales.

Tampoco sería un buen Dungeon Crawler sin una buena colección de ítems para mejorar nuestras chances de sobrevivir, y en este juego todo pasa por las armas: desde clásicas pistolas, rifles y metralletas hasta verdaderos delirios armamentísticos, como un arma-panal que dispara abejas furiosas, un lanza-yunques, un arma que dispara armas que disparan, y hasta un homenaje a El Quinto Elemento con la presencia de la ZF1, ese bodoque tecnológico que dispara ráfagas, flechas, bombas y la mar en coche. Un juego con muchos cartuchos por quemar.
The Talos Principle

The Talos Principle

4

The Talos Principle

Cuando supimos que Croteam, mejor recordado por los frenéticos juegos de Serious Sam, iba a desarrollar un juego de ingenio, tuvimos que levantar una ceja. ¿Podía el estudio pasar de un estilo de juego a otro radicalmente diferente con el mismo éxito? Y la respuesta fue un hermoso Sí.

The Talos Principle es el resultado de ese desarrollo: una aventura de ingenio en primera (o tercera) persona en la que nuestra inteligencia artificial protagonista debe resolver una serie de puzles para avanzar la trama. Si bien el apartado estético del juego es sublime, el verdadero enfoque está en los puzles. No tienen nada que envidiarle al Portal de Valve en cuanto a ingenio, dándonos nuevas herramientas y aplicando otras reglas a medida que pasamos etapas y recorremos esos fantásticos mundos. Sorprendió también la trama de fondo que se iba entretejiendo entre mensajes dejados por otros “usuarios” y las charlas que teníamos con las terminales informáticas acerca de la inteligencia artificial, racionalización y qué significa estar vivo.

Para ser un juego de los mismos locos que nos dieron la descerebrada acción de Serious Sam, esto fue un exitoso paso en una dirección totalmente inesperada.
Shadow Warrior

Shadow Warrior

3

Shadow Warrior

Como regla general el público es relativamente reacio a los reboots. Todo bien con las remakes si hacen que un producto viejo funcione en equipos modernos; ni qué decir que la nueva versión se beneficie de algunas mejoras en su apartado técnico; pero cuando se trata de reiniciar el universo de algún juego querido, agarrate fuerte que los fanáticos se ponen como locos.

El caso de Shadow Warrior es meritorio, sin embargo. Si bien el original era un muy decente juego basado en el motor Build de Duke Nukem 3D, había pasado casi desconocido por lo que en aquel año (1997) eran los últimos tiempos del MSDOS como plataforma de elección para el desarrollo de juegos. Por eso la idea de un reinicio del concepto tenía sus tintes interesantes, más aún al enterarnos que los responsables de su desarrollo iban a ser los chicos de Flying Wild Hog, que ya nos habían sorprendido con el interesante Hard Reset, un regreso al juego clásico de acción en primera persona.

El resultado de todo esto fue un juego de acción con hectolitros de sangre pintando techos, paredes, suelos y otras superficies; que hacía especial énfasis en el combate cuerpo a cuerpo gracias a las habilidades de nuestra katana, pero que no dejaba de lado un verdadero arsenal de “chiches” de todos los calibres. La versión de 2013 de Shadow Warrior nos muestra a un protagonista más canchero y fanfarrón en una cruzada mística que resolvía a balazo limpio (y a espadazos también); y el público quedó encantado con una jugabilidad excelente y un diseño general magnífico.

Luego vino Shadow Warrior 2… pero ese es otro tema.
Hotline Miami

Hotline Miami

2

Hotline Miami

Devolver necesitaba un éxito para marcar su lugar en el mapa de la industria gamer; un juego que identifique sus estándares y que le sirva de introducción al público. Ese juego fue Hotline Miami.

Esta frenética aventura de crímenes y violencia impactó a los jugadores con un apartado estético casi enfermizo; un constante bamboleo de la cámara que se sumaba a una paleta de colores digna de una dosis de substancias psicodélicas prohibidas; todo esto remachado a puro golpe y disparo en niveles en los que la acción sucede a toda velocidad, debiendo el jugador improvisar sobre la marcha. El lanzamiento de semejante producto consiguió acaparar la atención de la industria en general, dándole a muchos pequeños desarrolladores un faro de esperanza entre las nebulosas aguas del self-publishing. ¿Cómo no se iba a ligar un lugar bien arriba del podio?
Saga Serious Sam

Saga Serious Sam

1

Saga Serious Sam

Casi podemos afirmar que Sam “Serious” Stone es la mascota de la compañía, todo gracias a que una de las primeras alianzas que Devolver hizo fue con Croteam, quienes recuperaron los derechos de Serious Sam de las manos de 2K Games, pudiendo lanzar Serious Sam HD: The First Encounter, una versión remasterizada del primer juego de la franquicia. Este fue el comienzo de una larga serie de títulos basados en el frenético juego de acción en primera persona que continuó con juegos de alto calibre—Serious Sam 3: BFE—y también una enorme colección de interpretaciones Indie con variados estilos de juego, como la locura plataformera de apilar armas en Serious Sam: Double D, el símil juego de rol Serious Sam: The Random Encounter, y el más reciente Twin-Stick Shooter: Serious Sam’s Bogus Detour.

Entre juegos principales, spinoffs y juegos Indie, Serious Sam ya cuenta con unos veinte títulos en su haber, y parece que todavía no han dejado de exprimirle los músculos a Stone, porque el futuro promete alguna que otra nueva aventura. La verdad, no podríamos estar más contentos. Ojalá que los podamos jugar en Earliest Access.
En esta nota
  • indies
  • devolver digital

Comentarios