Publicado el

Ránking | Tic... Tac... Tic... Tac...

Me tomo 5 minutos: 10 juegos con mecánicas de Tiempo

Volver a la home

Por: Maximiliano Baldo

A veces el reloj es nuestro mayor enemigo... y otras, nuestro mejor aliado.

Uno de los escenarios de fantasía más interesantes en el imaginario popular siempre ha sido la manipulación del Tiempo, esa variable que está siempre avanzando y que básicamente rige el universo junto al Espacio. Por suerte tenemos una buena cantidad de juegos que hacen uso de esta variable como si de otro poder común y corriente se tratara, dejándonos soñar con detener el reloj o hacer que funcione a diferentes velocidades.

La siguiente es una lista de juegos que se valen de la manipulación del Tiempo como una de sus mecánicas principales, así que esperá un minutito y dale una leída. Tiempoooo… ¡YA!

  • 10
    Day of the Tentacle
    Vamos a comenzar el listado con uno de los ejemplos más “simples” de la manipulación del tiempo, que es básicamente realizar una acción en el pasado que termina alterando algo en el futuro. Qué mejor, entonces, que arrancar con Day of the Tentacle, esa divertida aventura gráfica clásica en la que nuestro trío de jóvenes intenta detener el accionar maligno del nefasto Tentáculo Púrpura. Lo que parecía un simple viaje en el Tiempo al día anterior para desactivar la máquina que transformaría a Púrpura en un dictador sediento de poder se ve obstruido por un pequeño desperfecto que manda al gordo metalero Hoagie al pasado Colonial de los Estados Unidos, a la ligeramente alterada Laverne al futuro dominado por el Tentáculo Púrpura, y al querido nerd Bernard de regreso al presente.

    Ahora la misión es, primero, traer de regreso a nuestros amigos al tiempo actual, y para ello habremos de resolver puzles en tres líneas temporales con una cualidad: si hacemos acciones en el pasado alteraremos parte del futuro. Por ejemplo, si le damos a la diseñadora de la bandera de los Estados Unidos un diagrama de tentáculos obtenido en el futuro, la bandera Estadounidense pasará a ser un perfecto disfraz de tentáculo para que Laverne se pasee por su tiempo sin despertar sospechas.

    Todo el juego está colmado de pequeñas locuras como esas, y si acaso todavía no lo jugaron… ¿¿qué están esperando?? ¡Es un clásico, caramba!
  • 9
    Chronology
    Vamos a ver varios juegos Indie en este listado, pero comencemos con uno de los más humildes. Chronology es un plataformero con puzles en el que controlamos a un viejo inventor que ha visto el mundo ser destruido. Pero aún queda una esperanza, y es viajar al pasado para cambiar el futuro.

    En este juego podremos pasar de un punto del tiempo al otro con sólo apretar un botón: desde el pasado opulento hasta el presente derruido, realizando acciones en el primero para alterar elementos del segundo. Se logra una buena combinación entre acción plataformera y momentos de profundo razonamiento lógico, intentando pensar las soluciones con el factor del Tiempo en mente. Una joyita que suele pasar desapercibida, pero que vale mucho la pena.
  • 8
    Ghost Trick: Phantom Detective
    Las cosas no le van muy bien que digamos a Sissel, el protagonist de Ghost Trick: Phantom Detective. Para empezar, está muerto. Para seguirla, no se acuerda de nada previo a su deceso… ni siquiera de cómo murió o quién lo mató. Sólo sabe que ahora es un fantasma y que cuenta con el poder de poseer objetos para interactuar con ellos. ¿Algo más? Ah, sí… puede “poseer” los cuerpos de los difuntos para viajar cuatro minutos antes de la muerte del individuo en cuestión, para así intentar evitar el deceso. Y la noche apenas está empezando…

    Así, con esas habilidades especiales, un estilo artístico único y una narrativa que nos va a dejar pegados a la consola, Capcom se mandaba una de las joyas más memorables de la querida Nintendo DS. La historia de Sissel transcurre a lo largo de una agitada noche colmada de muerte y misterio, y debe apurarse porque su cuerpo etéreo desaparecerá con el amanecer. ¿Podremos descubrir nuestra verdadera identidad y la de nuestro asesino antes de ese tiempo límite? Si todavía no jugaron esta obra maestra, no pierdan más Tiempo (jajaja) y vayan a buscarla. ¡Está disponible en versión remasterizada para dispositivos móviles!
  • 7
    Sonic CD
    Cuando Sonic la estaba rompiendo en plena década de los ’90, Sega decidió romper otras cosas y encajarnos algo como la Sega CD, un agregado a la MegaDrive/Genesis original que permitía leer juegos en CD. Varias cosas buenas han salido de esta amalgama tecnológica, siendo una de ellas Sonic CD.

    A primera vista una nueva aventura clásica del erizo azul, Sonic CD venía con un truquito bajo la manga: sus niveles tenían versiones en el “Presente”, el “Pasado” y los Futuros “Bueno” y “Malo”. Nuestro héroe podía viajar en el Tiempo al pasar a cierta velocidad por algunos cartelitos específicos, y el objetivo era encontrar y destruir los generadores de enemigos ocultos en las versiones del Pasado de cada nivel, para así transformar el área en el Futuro Bueno y obtener el mejor final. Una genialidad.

    ¿Podremos ver algo así en el próximo Sonic Mania? A cruzar los dedos.
  • 6
    Chrono Trigger
    ¡Está hasta en el nombre! “Chrono”. Esta épica de Square se convirtió en un hito dentro del más que generoso catálogo de SNES y todavía hoy se disfruta como la primera vez. El argumento detrás de esta aventura llevará a nuestros protagonistas a visitar distintas eras históricas de su mundo, primero para intentar recuperar a la princesa del tiempo presente y luego para evitar el eventual apocalipsis a causa de una entidad alienígena.

    El chiste del viaje en el tiempo tiene sus consecuencias en las modificaciones de las líneas temporales, que son la clave para resolver algunos problemas que se yerguen ante nuestros héroes y, de paso, dar lugar a múltiples finales. Definitivamente un juego al que le dedicamos todo el Tiempo que necesitaba. Perdón.
  • 5
    Radiant Historia
    Square no fue el único que pensó que eso de hacer un JRPG todavía más complicado con la inclusión de viajes en el tiempo era una buena idea. Atlus es otro culpable en esta lista, todo gracias a su Radiant Historia para Nintendo DS (con una remake para 3DS en 2017). Aquí tenemos la típica historia de JRPG en la que dos naciones en guerra en pleno auge steampunk medieval tienen a un grupo de icónicos protagonistas en medio del combate, intentando traer paz al mundo y todo eso. Esto es JRPG puro, si se me entiende bien, y los que saben dicen que el juego tiene muchísimos méritos para los gustosos del género.

    Uno de esos méritos, y el motivo de incluirlo en la lista, es la forma en que el Tiempo juega un papel fundamental en la trama. Más precisamente, las diferentes líneas de tiempo que se generan a medida que tomamos decisiones en la narrativa. Debido a que nuestras decisiones no siempre serán las correctas, encontraremos el fin del juego en momentos inesperados. A veces la solución es regresar en el tiempo y elegir otra línea a seguir, pero a veces la información necesaria para resolver un problema está en un camino no explorado. Por eso debemos aventurarnos por los ríos del Tiempo, encontrar la información clave y regresar al punto en que dicha información se vuelve relevante.

    Estoy seguro que los más fanáticos entre el público ya se están relamiendo los labios y preguntándose cómo cuernos no habían sabido de este juego antes. No se preocupen, yo tampoco sabía. ¡A buscarlo en la eShop de 3DS!
  • 4
    Prince of Persia: The Sands of Time
    Otro con el “Tiempo” mencionado en el título. Y sí, el regreso de la franquicia de saltos y piruetas necesitaba un giro de tuerca para “pegar”, y ese giro viene del lado de la manipulación del Tiempo mediante el uso de las epónimas Arenas del Tiempo.

    Tras haber sido traicionados por el malvado visir (sorpresa, sorpresa…), el Príncipe del título debe restaurar los estragos causados por el maloso con la ayuda de la Daga del Tiempo en su poder. Con esta arma es posible “rebobinar” los últimos segundos vividos, ideal para recuperarnos de algún salto fallido. Otros poderes, como ralentizar el Tiempo para un enemigo o detenerlo completamente a nuestro alrededor, vienen a sumar al arsenal de poderes de nuestro noble en aprietos.

    Realísticamente hablando, nunca intenten ponerle arena a un reloj. Va a dejar de andar. Lo digo por experiencia, ¿eh?
  • 3
    Singularity
    Todos nos olvidamos que existió Singularity, y es una pena porque el juego estaba bastante bueno. Este título de acción en primera persona podría haber sido uno más del montón de no ser por una muy interesante mecánica respecto a su herramienta insignia: el TMD, o “Time Manipulation Device” (“Aparato de Manipulación del Tiempo”). Este artilugio afecta a seres vivos y a objetos que han estado en contacto con E-99, un material de propiedades especiales que permite “envejecer” o “rejuvenecer” a su objetivo.

    Con la ayuda de este curioso cachivache nuestro héroe, Nathaniel Renko, tendrá que resolver todos los dilemas que surgen en cuanto es enviado con su grupo a investigar un extraño incidente electromagnético ocurrido en una isla distante, dando inicio a una trama sorprendentemente buena para equiparar la decente jugabilidad. Joyitas perdidas… en el Tiempo.
  • 2
    The Legend of Zelda: Majora's Mask
    Considerado por muchos el Zelda más oscuro de la saga, Majora’s Mask nos da un constante ataque de ansiedad al ver el reloj del juego avanzar sin piedad, comiendo segundos y minutos a medida que los tres días previos a la caída de una aterradora luna se van, uno a uno. ¡Si tan sólo nuestro héroe tuviese más Tiempo! … Un momento… ¡lo tiene!

    Gracias al poder de la música, Link puede regresar en el tiempo y resetear múltiples eventos a lo largo y ancho del mapa de juego, una especie de El Día de la Marmota de fantasía gamer. Cada personaje en el juego hace su propia vida y podremos aprender sus horarios para resolver enigmas, y con la inclusión de algunas canciones más para modificar el estado del Tiempo (avanzar un día, acelerar/relentizar, etc) estaremos entonando musiquitas a cada rato. Un gran juego con un severísimo caso de Deja Vu.
  • 1
    Braid
    A principios de Agosto de un lejano 2008, un título llegaba para volverse uno de los estandartes de la explosión Indie que ya se veía en el horizonte. Lanzado originalmente para Xbox 360 y con eventual expansión a PlayStation 3, PC, Max y Linux un año más tarde, la obra de Jonathan Blow cautivó a los jugadores con su enorme originalidad.

    Se trata de una aventura plataformera con puzles basados en la manipulación del Tiempo, pero no se queda con una única mecánica que repite a lo largo de toda la experiencia, sino de nuevas e innovadoras variantes que se suceden con el tiempo justo (¡ja!) para mantenernos interesados.

    Así, por ejemplo, veremos niveles en los que tendremos que retroceder el Tiempo para recobrar una llave vital para superar el escenario, o quizá el Tiempo sólo se mueve cuando nosotros lo hacemos, o tal vez las cosas se relentizarán sólo dentro de un limitado radio de acción. La combinación de estos elementos de gameplay venía potenciada por un apartado gráfico muy hermoso y una historia abierta a interpretación, cuyo último nivel consiguió tomar desprevenidos a todos los que lo jugaron. ¿Qué mejor ejemplo para terminar esta lista?

1. Day of the Tentacle

Vamos a comenzar el listado con uno de los ejemplos más “simples” de la manipulación del tiempo, que es básicamente realizar una acción en el pasado que termina alterando algo en el futuro. Qué mejor, entonces, que arrancar con Day of the Tentacle, esa divertida aventura gráfica clásica en la que nuestro trío de jóvenes intenta detener el accionar maligno del nefasto Tentáculo Púrpura. Lo que parecía un simple viaje en el Tiempo al día anterior para desactivar la máquina que transformaría a Púrpura en un dictador sediento de poder se ve obstruido por un pequeño desperfecto que manda al gordo metalero Hoagie al pasado Colonial de los Estados Unidos, a la ligeramente alterada Laverne al futuro dominado por el Tentáculo Púrpura, y al querido nerd Bernard de regreso al presente. Ahora la misión es, primero, traer de regreso a nuestros amigos al tiempo actual, y para ello habremos de resolver puzles en tres líneas temporales con una cualidad: si hacemos acciones en el pasado alteraremos parte del futuro. Por ejemplo, si le damos a la diseñadora de la bandera de los Estados Unidos un diagrama de tentáculos obtenido en el futuro, la bandera Estadounidense pasará a ser un perfecto disfraz de tentáculo para que Laverne se pasee por su tiempo sin despertar sospechas. Todo el juego está colmado de pequeñas locuras como esas, y si acaso todavía no lo jugaron… ¿¿qué están esperando?? ¡Es un clásico, caramba!
Anterior Siguiente < >