Publicado el

Ránking | Diferencias creativas

10 directores que le dijeron que no a Marvel

Volver a la home

Por: Jessica Blady

Para bien o para mal, hay realizadores que le dicen NO a los superhéroes.

A esta altura, estamos súper acostumbrados a leer la frase “diferencias creativas” cada vez que un realizador se aleja de un proyecto importante. Es la manera diplomática que encontró la industria para justificar cuando director y estudio no van de la mano, ya sea en cuanto a libertad creativa o cuestiones monetarias. Las razones son variadas, pero siempre suele haber algún tipo de conflicto escondido. Un desplante que, a veces, se agradece, y otras tantas nos dejan el interrogante de ¿cómo hubiera sido si tal o cual se hacán cargo de esta película?

  • 10
    Ava DuVernay (Black Panther)
    Ryan Coogler hizo un trabajo de la hostia con la historia de T'Challa, pero también hubiera sido interesante ver los resultados de la mano de una mujer afroamericana. Mientras seguimos esperando que Marvel (o Disney en general) le apueste a una realizadora femenina –no, la co-dirección de “Captain Marvel” solo cuenta en un 50%-, nos venimos a enterar que Ava DuVernay (“Selma”) estuvo en tratativas para hacerse cargo del film, pero declinó la oferta porque sus ideas sobre el wakandiano eran muy diferentes a las del estudio. Igual, agradeció la oportunidad y celebró su manera de hacer las cosas, aunque no compartiera el mismo punto de vista. DuVernay decidió alejarse a tiempo y evitar las “diferencias creativas”, pero suponemos que los ejecutivos de Marvel también decidieron abrir su cabecitas cuando llegó el momento de abrirle las puertas a Coogler.
  • 9
    Jon Favreau (Iron Man 3)
    Nadie puede negar la estrecha relación de Jon Favreau con la gente de Disney (“El Libro de la Selva”, “El Rey León”), pero no podemos decir lo mismo de Marvel, una correspondencia que no es tan amena como parece. Las cosas se enfriaron a partir de “Iron Man 2” (2010) y las altas exigencias económicas del director que “la casa de las ideas” no querían afrontar. El nombre de Favreau se llegó a barajar para hacerse cargo de la película de los Avengers, pero una vez más, el dinero se interpuso en el camino y ganó el director más “barato”, en este caso, Joss Whedon. El problema no termina ahí: Jon quería algo totalmente diferente para la secuela del Hombre de Hierra, pero Marvel interfirió bastante en sus planes con la excusa de pavimentar el terreno para “Los Vengadores”. De ahí, que no haya querido ni asomarse a “Iron Man 3”, al menos, en carácter de director. ¿Será por eso que Happy Hogan lo pasa tan mal en la trecuela?
  • 8
    Guillermo del Toro (Thor)
    Ya perdimos la cuenta de cuantos proyectos se le frustraron a Guillermo del Toro. Mientras seguimos llorando por su partida del universo de Hellboy, nos venimos a enterar que estuvo muy cerca de llevar al Dios del Trueno a la pantalla grande. Marvel trató de convencerlo para hacerse cargo de “Thor” (2011), una imaginería que le resultaba demasiado atractiva. Parece que fue un poco antes del estreno de “Hellboy - El Ejército Dorado” (Hellboy II: The Golden Army, 2008), y la idea del mexicano era recuperar la mitología original del personaje cortesía de su ídolo Jack Kirby. No sabemos qué pasó en el camino, pero terminamos con una versión muy diferente de la mano de Kenneth Branagh.
  • 7
    Kenneth Branagh (Thor 2)
    Kenneth Branagh no podía pasar por el MCU sin impregnarle su estilo shakesperiano a la primera aventura del Dios del Trueno. Sabemos que “Thor” (2011) no es para rasgarse las vestiduras, pero hay cosas peores en el espectro superheroico. Mientras Chris Hemsworth y Tom Hiddleston confirmaban su vuelta a Asgard, el director daba un pasito al costado de “acuerdo mutuo y amigable”, permaneciendo en carácter de productor. Pero después se supo que la cosa no era tan sencilla y que el amigo Kenneth hizo mutis por el foro ya que no podía ajustarse a los tiempos de rodaje que le exigía el estudio. Después vino el drama de Patty Jenkins y la llegada de Alan Taylor, demostrando que la secuela venía mal parida casi desde el comienzo.
  • 6
    Patty Jenkins (Thor 2)
    Cuando Kenneth Branagh abandonó la secuela de “Thor” (2011), entre los nombres que se barajaron para su reemplazo estaban Brian Kirk y, posteriormente, Patty Jenkins (“Monster”, 2003), una recomendación personal de Natalie Portman que fue muy bien recibida por todos los miembros del elenco. Un par de meses después de la confirmación, Jenkins se alejó de la filmación alegando “diferencias creativas” con los productores, algo que puso de bastante mal humor a la Portman que, de no haber sido por sus compromisos contractuales, hubiese dado el portazo junto a la realizadora. La dirección quedó finalmente en manos del televisivo Alan Taylor que, además, se tuvo que adaptar a un nuevo guionista que reescribió la historia tras la partida de Jenkins, la cual imaginaba una pseudo “Romeo y Julieta en el espacio”. La directora entendió que este no era el proyecto adecuado y cambió su propio destino cuando se puso al frente de “Mujer Maravilla” (Wonder Woman, 2017).
  • 5
    Fede Álvarez (Doctor Strange)
    Con perdón de los uruguayos, vamos a decir que Fede Álvarez es un poquito nuestro (¿?). Al realizador todavía le falta dar el salto definitivo en el terreno del blockbuster y los superhéroes, algo que casi ocurre con el Hechicero Supremo. Parece que después del suceso de “Posesión Infernal” (Evil Dead, 2013), Álvarez llamó la atención de los ejecutivos de Marvel, siempre a la pesca de talentos que puedan aportar algo valioso a su ya más que exitoso universo. Pero al charrúa no le interesaba mucho esto de sumarse a un proyecto donde el estudio tiene todo medio cocinado (estilo, colores, humor, forma de rodaje) y hay poco espacio para la libertad creativa del realizador de turno. Así lo sintió Fede en su momento, y dejó la puerta abierta para Scott Derrickson, curiosamente, otro director venido del terror independiente.
  • 4
    F. Gary Gray (The Winter Soldier)
    Antes de que los hermanos Anthony y Joe Russo se adueñaran del universo cinemático de Marvel, empezando por “Capitán América y el Soldado del Invierno” (Captain America: The Winter Soldier, 2014), otros nombres sonaron fuerte para hacerse cargo de la secuela protagonizada por Steve Rogers. Entre ellos, F. Gary Gray, un veterano del cine de acción y los videos musicales que prefirió declinar la oferta para dedicarse de lleno a “Letras Explícitas” (Straight Outta Compton, 2015). Gray la rompió con la biografía musical de NWA (Niggz Wit Attitudes) y más tarde se sumó a la franquicia de “Rápido y Furiosos”; mientras que los Russo se ocuparon del Capi y gran parte del futuro de la saga superheroica. Así todos contentos.
  • 3
    Angelina Jolie (Captain Marvel)
    Hubo un tiempo en que “Captain Marvel” iba a llegar a los cines en el año 2018. En un punto, la casa de las ideas trocó fechas con “Pantera Negra” (Black Panther, 2018) y la heroína se tuvo que conformar con un estreno tardío en marzo de 2019. Estos cambios alteraron la búsqueda de director que, de entrada, muchos supusieron que se trataría de una mujer, y uno de los primeros nombres que surgió en la discusión fue el de Angelina Jolie. Esto jamás pasó de un rumor temprano, pero varios llegaron a especular que la actriz devenida en realizadora pudiera hacerse cargo de esta aventura superheroica o, en su defecto, de “Mujer Maravilla”, que acababa de perder a Michelle MacLaren en la silla del director. Patty Jenkins pronto se sumó a la película de DC y los rumores de Angie se desvanecieron como la mitad de la galaxia en “Avengers: Infinity War”. Too soon?
  • 2
    Drew Goddard (Spider-Man: Homecoming)
    Drew Goddard nos regaló maravillas como “La Cabaña del Terror” (The Cabin in the Woods, 2012) y la “Dardevil” de Netflix, entre otras cosas. El realizador estaba listo para saltar a la pantalla grande superheroica de la mano del spin-off de “Sinister Six”, pero justo llegó la debacle de Sony y la muda de los derechos de Spidey a los pagos de Disney/Marvel. Ojo, la compañía del ratón no le cerró las puertas a Drew que, por aquel entonces la rompía con el guión de “Misión Rescate” (The Martian, 2015), pero ya había invertido demasiado tiempo y neuronas en el grupete de malvados y no tenía el entusiasmo a flor de piel para plantear una nueva historia protagonizada por el arácnido, una vez que Marc Webb quedó a fuera de la ecuación del estudio. Desde entonces, Goddard dejó atrás la serie del justiciero de Hell’s Kitchen y se anotó para la nueva aventura cinematográfica de X-Force.
  • 1
    Edgar Wright (Ant-Man)
    Tras trabajar durante casi una década en el proyecto, a mediados de 2013 Edgar Wright se apartó de la producción de “Ant-Man: El Hombre Hormiga” (Ant-Man, 2015), llevándose sus opiniones a cuestas. El director alegó “diferencias creativas”, pero lo cierto es que venía invirtiendo en el personaje desde el año 2006, junto al guionista Joe Cornish. Para mediados de 2012, el inglés tenía un guión bien aceitado, ya había realizado varias pruebas de cámara (hasta se mostraron en Comic-Con) y estaba listo para comenzar la pre-producción, pero todo se vino a pique. Todavía no se saben las causas (o de qué se trataba su historia) y, a pesar de que el estudio decidió borrar todo rastro del guión de Wright cuando sumó a Adam McKay y Peyton Reed, entre los títulos de la película lo destacan como escritor y productor ejecutivo. “Quería hacer una película de Marvel, pero no creo que ellos quisieran realmente hacer una película de Edgar Wright”, así lo resumió Edgar, y no dudamos de su palabra.

1. Ava DuVernay (Black Panther)

Ryan Coogler hizo un trabajo de la hostia con la historia de T'Challa, pero también hubiera sido interesante ver los resultados de la mano de una mujer afroamericana. Mientras seguimos esperando que Marvel (o Disney en general) le apueste a una realizadora femenina –no, la co-dirección de “Captain Marvel” solo cuenta en un 50%-, nos venimos a enterar que Ava DuVernay (“Selma”) estuvo en tratativas para hacerse cargo del film, pero declinó la oferta porque sus ideas sobre el wakandiano eran muy diferentes a las del estudio. Igual, agradeció la oportunidad y celebró su manera de hacer las cosas, aunque no compartiera el mismo punto de vista. DuVernay decidió alejarse a tiempo y evitar las “diferencias creativas”, pero suponemos que los ejecutivos de Marvel también decidieron abrir su cabecitas cuando llegó el momento de abrirle las puertas a Coogler.
Anterior Siguiente < >