Publicado el

Analisis | Auto Combo

ANÁLISIS: BlazBlue Cross Tag Battle (PS4, PC, Switch)

Volver a la home

Por: Sebastián Cigarreta

Arc System Works sabe de juegos de pelea y nos propone un título diferente, con mecánicas a la altura de su trabajo pero también accesibles. ¿Habrá salido un juego decente?

La escena de juegos de pelea siempre sigue a Capcom y los pasos de Street Fighter que, con sus altibajos, siempre se encargó de llevar la vanguardia y arrastrar tanto a veteranos como a nuevos jugadores hasta los torneos. Pero desde hace más de dos décadas es Arc System Works la desarrolladora que busca un camino diferente, todo esto lo fue logrando con productos impecables desde todo sentido. Guilty Gear se convirtió rápidamente en un juego de culto y su sucesor espiritual BlazBlue también cosechó el éxito a fuerza de mecánicas pulidas, complejas, preciosas animaciones en 2D y una banda sonora rockera ejecutada por músicos virtuosos sin miedo a hacernos revolear la cabeza durante una partida.

Esta misma empresa, que este año saltó al mainstream de la industria gracias a su genial Dragon Ball Fighter Z, nos propone una experiencia diferente. BlazBlue Cross Tag Battle es un poco de todo, hay lugar para los combos precisos y las remontadas diabólicas que caracterizan los juegos clásicos de Arc System Works, también hay mecánicas orientadas a acercar y nivelar la jugabilidad entre novatos y jugadores intermedios, pero lo más importante es que tiene un roster de luchadores variados e interesantes. Al comienzo puede resultar extraño tener que elegir más de un personaje y aprender las interacciones entre ellos, pero tras las primeras horas de ajuste todo cobra un nuevo sentido.



Los personajes en cuestión suman un total de 20 y son una mezcla de cuatro franquicias independientes y bastante dispares como Under Night In-Birth, la serie RWBY de Monty Oum, BlazBlue y el genial Persona 4 Arena ambos de la casa. Desde ya es necesario aclarar que si no conocemos el producto en el que está basado el disfrute no será completo, pero si la idea enfocarse en el combate BBCTB no decepciona. Su mayor mérito es mantener algunas constantes con las que los viejos conocedores cuentan desde siempre, pero a la vez incorporar mecánicas y movimientos especiales novedosos. Algunos predecibles, quizás, como los combinados entre los personajes elegidos, otros una necesidad para hacerlo más accesible, en especial los combos automáticos.

A la hora de los modos de juego llama poderosamente la atención la simplicidad del modo online. En una época en la que los juegos de peleas brillan con torneos, leaderboards, puntos de liga y partidas casuales, lo nuevo de Arc System Works nos limita a un solo modo. Un lobby donde podremos elegir oponentes para competir 2 vs 2, con avatares que los representan y con los que apenas si podremos interactuar. Lamentablemente no se puede decir mucho más, la experiencia en cuanto a la conexión es buena y fluida, pero tampoco es que había una abrumadora cantidad de jugadores para combatir. A tan poco tiempo de su lanzamiento se siente bastante vacío este único modo online y, sinceramente, deja sabor a poco.

Desde el apartado para un solo jugador las cosas son un caso opuesto, con cinco modos entre los que elegir, destaca el modo historia, denominado “Episode Mode”. De buenas a primeras es una forma de darle un contexto a personajes tan dispares, pero, si bien nadie espera un argumento sensato de un crossover, cumple con creces. El modo es ideal para practicar y entrar en confianza con las novedades, pero también para disfrutar del humor de Arc System Works que generará momentos divertidos explotando las características de los protagonistas. Lamentablemente si no estamos familiarizados con las cuatro franquicias que conforman el roster nos perderemos una buena parte de los chistes, y será más notorio cuando involucran a luchadores de RWBY y Under Night In-Birth. La oferta single player se completa con el necesario modo de práctica, con una buena cantidad de opciones para el dummy incluidas, un modo de estrategia que nos revela todos los pormenores de nuestros personajes favoritos, el clásico versus y un survival bastante entretenido.


El punto más fuerte del juego es su sistema de combate, que se siente a medio camino entre la pulida y precisa jugabilidad de un Guilty Gear y algo más arcadoso, pero sin perder de vista el estilo que permite brillar a los virtuosos del pad. A la vez incorporaron una forma reducida del auto-combo que vimos en su título anterior, solo que en lugar de resultar en un movimiento devastador se limita a servir de pie con una serie de combinaciones cortas. La idea de Arc System Works evidentemente es darle un empujón a los que recién comienzan, pero alentarlos a continuar profundizando en las mecánicas. Si nos tomamos el tiempo de practicar podremos combinar los auto combos con movimientos manuales y conseguir resultados dignos, aunque sin lugar a dudas es un juego pensado para sentarse a practicar.


El mejor momento de BlazBlue Cross Tag Battle es cuando aprendemos a utilizar las mecánicas de tag, combinando los ataques de los dos personajes, y consiguiendo resultados espectaculares. Esta posibilidad la perdemos cuando nuestro compañero cae en combate, pero cuando se cierra una puerta se abre una ventana, el comando para llamar a nuestro compañero se transforma en una barra especial llamada Resonance Blaze. Esta nos permite activar specials ilimitados por un tiempo y es la clave para utilizar los Astral Finishes, que terminan la pelea de un solo golpe. Son difíciles de conectar, por supuesto, y necesitan de ciertas condiciones previas, pero no hay nada como el placer de ver a nuestro oponente caer bajo nuestra estrategia.

BlazBlue Cross Tag Battle es un juego de peleas digno de llevar tanto el nombre de BlazBlue como el sello de Arc System Works. Los combates son rápidos y frenéticos, pero nada se siente posible simplemente machacando botones. El apartado técnico está a la altura de las obras anteriores, colorido y animado con mimo de artista, al igual que la banda sonora. Sin embargo algunos aspectos se sienten descuidados, más que nada el modo online y su inexplicable sencillez. Nuevos luchadores se sumarán a la lista, 20 más para ser precisos, pero deberemos pagar para conseguirlos. El número se siente un poco abrumador, pero los 20 iniciales aportan la variedad suficiente para justificar el precio de un título completo. Hay bastante que mejorar, pero es recomendable para todo tipo de jugadores, en especial aquellos que estén dispuestos a sentarse a practicar un poco.




LO MEJOR

 

  • El apartado técnico es hermoso
  • El Episode Mode
  • Las referencias y los chistes
  • El combate fluye y es intuitivo

LO PEOR

  • El modo online es muy limitado
  • Le falta contenido