Publicado el

Editoriales | Sí, tiene que ver con tentáculos.

Hentai: Más que pornografía.

Volver a la home

Por: Johanna Garabello

Querés dejar de quedar como un siome cuando usás hentai y pornografía en dibujitos como un sinónimo? Nuestra otaku en jefe, te explica porque.

Ok, sí. Vamos a hablar de Hentai. Es un género de manga y animé tan válido como el shonen o el shoujo. Tiene una historia tan longeva como el Imperio Japonés y su definición es compleja y conflictiva.

Hentai es una palabra compuesta que describe a una persona, acción o estado de ser sexualmente anormal. Es un subgénero de la literatura erótica y no una definición de toda la literatura erótica japonesa. La palabra noumaru (normal) sería el antónimo de hentai. H (conocido como etchi o ecchi) y ero refieren a cualquier animé o manga con contenido sexual. Hentai sólo refiere a situaciones sexuales que son perversas y fantásticas: Personajes de otros mundos o animales y violación en grupo, por ejemplo. 

Tiene tres definiciones: 
- Cambio de forma o silueta
- Abreviación de "Hentai Seiyoku"
- Metamorfosis (como la mariposa, sí)

Hentai Seiyoku se traduce como "deseos sexuales anormales". Durante el período Meiji (1857-1912), era parte de la sexología japonesa. El término estaba acuñado para describir contenido sexual bizarro entre 1912 y 1925. Despuésde eso se limita a "Erótico y grotesco sin sentido".

Hablemos de historia

El Hentai existe desde los inicios del manga, que tiene su origen en pergaminos budistas en el siglo XII. Éstos pergaminos, tenían caricaturas de animales haciendo burla de nobles y el clero. Ésto evolucionó a los ukiyo-e prints. Éstos estaban hechos con grabados en madera y permitían una producción mucho más rápida que los pergaminos pintados a mano. Éstos grabados fueron usados como guías sexuales durante el periodo Edo. Durante el siglo XX, los estilos de dibujo adoptaron elementos osccidentales. Ésta mezcla eventualmente llevó a lo que conocemos como manga hoy. 

Después de la segunda guerra mundial, tanto el manga como el hentai, se volvieron masivos. La prensa japonesa era libre de explotar todos los temas que el foco en las reglas de guerra prevenían. Nikutai Bungaku, literatura erótica, apareció en todas partes. Ésta fue una reacción de los sobrevivientes de la guerra como una respuesta a la renovación de las reglas impuestas a la prensa en el período de guerra. 

Aquellos que sobrevivieron, muchas veces, sólo tenían su cuerpo. Todo había quedado destruído. Ésto le dió a los japoneses una nueva apreciación por sus cuerpos y su posesión. También era la primera vez que cuerpos femeninos eran mostrados en público. Parejas en las calles franeleando y otras demostraciones públicas de sexualidad aparecieron. H (etchi) definió la literatura alrededor del '52. 

Los 50's vieron el resurgimiento de los "amores suicidas", un género de literatura romántica muy popular en el período pre-guerra. El amor suicida está considerado como anormal, osea, hentai. Homosexualidad, sadomasoquismo, fetiches, incluso el seppuku encontró su lugar en revistas especializadas. Los fetiches del hentai varían desde locos en taparrabos, destripamiento y sí... tentáculos. 

La sexualidad y los tentáculos data del 1814 con la novela Kinoe no Komatsu y una ilustración del famosísimo Hokusai Katsushika. Sí, el mismo que el de la ola y el monte Fuji. Sí, ese tipo dibujo la primera imagen del porno de tentáculos. En la imagen (que por razones obvias no pongo acá pero se llama "El Sueño de la Mujer del Pescador", googleen en la privacidad de sus hogares) Tamatorio, quien robó una joya del rey Dragón, es capturada y tiene sexo (con consentimiento) con el rey y su ejército de pulpitos. En la actualidad, Toshio Maeda es considerado el rey del hentai de tentáculos. Anthony Bourdain (sí, ese mismo chef que estás pensando. Que btw también escribe manga y es muy bueno) lo entrevistó en el 2014 para las docuseries "Parts Unknown". En 1986, Maeda usaba tentáculos para representar actos sexuales en el manga Urotsukidoji. Penes, orificios corporales y penetración eran ilegales. Lo que forzó a los mangakas a ponerse creativos. El tentáculo se volvió el símbolo fálico por excelencia. Cuando no había pulpos, Maeda dibujaba demonios en las escenas. Si no fuera por la ley de censura, toda la idea de los tentáculos hubiera sido solo parte de un libro de historia falopa. 

¿Por qué les gusta? 

El factor anormal del hentai es gran parte de su atractivo. Crea un mundo de fantasía con demonios, pulpos y otros trucos que serían imposibles de realizar en el mundo real. Desde cosas normales como mujeres con genitales masculinos y furries, a demonios y otros aspectos que sólo son limitados por nuestra imaginación. Está caracterizado por la despersonalización absoluta. Hay una barrera tangible entre el espectador y la escena por la falta de realismo y verosimilitud. El hentai es la respuesta a todas esas raras y oscuras regiones de la psique. Para las audiencias occidentales, el hentai es taboo. Para algunas personas, el hecho de que el hentai sean fantasías animadas los ayuda a explotar su sexualidad, cuando no podrían hacerlo en el mundo real. 

Técnicamente, el hentai tiene la reputación de ser de baja calidad, pocos cuadros por segundo, narrativas pobres y mucho más. Obviamente esto a veces, se extiende a otros géneros del manga y animé. Sin embargo, el hentai tiene muchas similaridades con el arte barroco, que muchas veces representa momentos de extasis; por ejemplo, 'El éxtasis de Santa Teresa'. Santa Teresa experimentó muchas visiones, y todas ellas fueron descritas de forma erótica. Bernini muestra la escena de un angel atravezando a la santa con una flecha, metafóricamente. El Hentai lo lleva un poco más allá mostrando genitales e incluso a veces, cavidades internas para ser claro con lo que está representando. Pero como en el barroco, lo hermoso y lo monstruoso pueden co-existir. Una escena de una violación, por ejemplo, puede ser hermosamente dibujada. En el arte occidental, no es poco habitual encontrar escenas hermosamente representadas de muertes brutales o eventos horribles. Si quieren saber un poco más sobre el tema, les recomiendo éste paper (en inglés), donde lo analiza en detalle. 

El hentai es un género en sí mismo. Yaoi, Yuri y Ecchi son todos distintos aspectos del género más abarcativo, Eros. El Yaoi y el Yuri, nacieron como hentai, pero con los años y la aceptación de la homosexualidad, salieron del taboo y ahora son géneros propios. Como el porno occidental, el hentai tiene una clara tendencia misógina. Aunque la misoginia en sí misma podría ser considerada un fetiche. 

El hentai, como cualquier género de literatura erótica puede ser incómodo para mucha gente. Las representaciones de la sexualidad son tan antiguas como la humanidad. La más antigua estatuilla de un hombre y una mujer teniendo relaciones tiene 7200 años de antigüedad y probablemente, encontremos alguna más antigua en algún punto. Es importante entender los orígenes de la literatura y como influenciaron a otros. El hentai se filtro en el animé regular en forma de fan service. Claro hentai, como el fetiche de ver la ropa interior de las chicas, ya no son considerados anormales. Y viceversa, otros géneros influenciarion historias y arte hentai. Japón y los Estados Unidos se retroalimentan en múltiples aspectos y éste es uno de ellos. Pero el hentai, como género, va a seguir cambiando y mutando para reflejar los rincones más extraños y oscuros de la psique humana.