Publicado el

FichineAR | Estética Doom, jugabilidad Serious Sam

FichineAR | Hellbound: un sinfín de disparos en el infierno

Volver a la home

Por: Florencia Orsetti

Tags: fichinear
Lunatika dio un paseo por el infierno a los tiros en la beta cerrada del Doom argentino, Hellbound

Pasaron poco más de dos meses desde el anuncio de Hellbound y por ese entonces el público solo quería ver algo de jugabilidad para terminar de depositar su confianza en el proyecto. Los accesos anticipados fallidos, las campañas humo de Kickstarter y otro montón de estrategias nefastas le quitaron a los jugadores las esperanzas y por eso, tal vez, tiene sentido encarar con cautela a un proyecto indie que apunta tan alto como Hellbound.  De todas formas, Saibot Studios, también creadores de Doorways, cumplió y nos traen el prometido vistazo a la jugabilidad y la posibilidad de acceder a la beta cerrada para matarnos a balazos contra  los demonios más brutales en el infierno.

Hellbound se define como un shooter en primera persona de los 90, pero desarrollado 20 años después. En este sentido, toma la fórmula del último Doom y de los nuevos Wolfenstein, con sus diferencias, en la medida en que hace gala de un apartado técnico moderno, que corre en Unreal Engine 4, pero basa su sistema de juego en mecánicas más de antaño.

Con una clara estética grotesca y de paleta de colores infernal, Hellbound nos remite muchísimo a Doom a primera vista. Lo cierto es que su sistema de juego está más inspirado en Serious Sam, al menos en lo que respecta a este Survival Mode que ya mismo podemos jugar en Beta Cerrada en Steam. La propuesta, para un jugador, es la de sobrevivir el mayor tiempo que podamos en una arena infestada de gigantones infernales, demonios y otros enemigos brutales que quieren vernos muertos. Como en Serious Sam, vienen en oleadas y se lanzan contra nosotros, cada uno de ellos respetando un comportamiento específico. La idea es escalar en los Leaderboard mundiales y demostrar que somos el que mas se la banca. 

Cada vez que matamos a todos los enemigos de una oleada, se nos da un tiempo para prepararnos para la que sigue. La cosa cada vez se pone peor: más frenética, más violenta y con más balacera y monstruosidades en pantalla. Enemigos más fuertes implican también que nos den nuevo armamento, desde la básica escopeta laser de balas infinitas al brutal lanzacohetes. En Hellbound no hay sistema de coberturas, ni recarga de munición, mucho menos regeneración de vida automática. Es una propuesta arcade al viejo estilo que nos obliga a estar en movimiento constantemente.

Vale aclarar que la Beta Cerrada es una muestra de uno de los modos de juego que podremos jugar en la versión final de Hellbound. En Saibot Studios están abocados a desarrollar un Modo Campaña completo, como el del nuevo Doom, pero cómo avance el desarrollo dependerá de la acogida de esta beta cerrada (a la que le está yendo muy bien por el momento, con más de 30 000 inscriptos) y de las posibilidades de financiación del equipo, al fin y al cabo es un proyecto independiente. De todas formas, estamos seguros que en Saibot siempre apuntan a superarse a sí mismos con cada nuevo proyecto. Tan solo hace falta ver cómo avanzó la saga Doorways con cada nueva entrega como para estar seguros de ello.

A destacar también la banda sonora de pura adrenalina que acompaña las partidas. Los tonos metaleros son una inyección de esteroides que eleva la masacre a otro nivel. No me imagino cómo sería Hellbound sin los temas del compositor David Levill. Ya mismo quiero ver qué se traen para la campaña. Si logran el diseño sonoro de Doom, la experiencia va a ser simplemente explosiva.

Quienes se animen a cazar la escopeta con sus propias manos, pueden inscribirse en la beta cerrada en el sitio web oficial. Van a recibir un código de acceso gratuito para Steam pasados unos días después del registro. También se puede pre-comprar desde ahora mismo la versión final, a un precio especial de $9,99 dólares, y obtener así acceso instantáneo a la beta, salteando la lista de espera.

Nos queda bastante por ver de Hellbound, pero hasta acá, nos ha llegado una beta que sorprende desde lo técnico, con los detalles visuales y el nivel de optimización –no hay tirones ni bugs gráficos a destacar–, y que deja la puerta abierta para un Modo Campaña que, si todo sale bien, será brutal, de acción desmedida y frenetismo digno de ser un sucesor de los grandes clásicos del género. Vale la pena seguirlo cerca.

PD: Todavía queda pendiente el skin de Cazador. Hellgore se vería mejor en paños azules, ja.