Publicado el

FichineAR | Dick Tracy futurista?

FichineAR | Ryder: The Deserter

Volver a la home

Por: Florencia Orsetti

Tags: fichinear
Salta, dispara, esquiva, toma el control de tus enemigos y mucho más en el nuevo fichín de Chimango

El plataformas 2D es uno de los géneros más clásicos del videojuego. Y aunque no nos cansamos de correr y saltar junto a grandes como Mario y Sonic, es cierto que a la vertiente más conservadora de este tipo de juegos le falta un poco de renovación. Por fortuna, hay títulos modernos que aceptan el desafío, entre ellos Braid y Super Meat Boy, y ahora Ryder: The Deserter, el nuevo proyecto de Chimango Games.

Con sede en Rafaela, Santa Fe, el estudio no es nuevo en esto de crear videojuegos. De hecho, se especializan en desarrollar títulos para los más chicos, de ahí que en su portfolio abunden videojuegos licenciados por Cartoon Network. Por todo esto último es que Ryder es especialmente importante, porque es el primer proyecto en el que los chicos de Chimango depositan toda su creatividad sin licencias, además de tener un enfoque esencialmente adulto.

Ryder es un plataformas en dos dimensiones en el que tomamos el control de un agente secreto con la capacidad de tomar el control de los obstáculos y enemigos. Esta premisa se traslada al gameplay en mecánicas divertidas, además de las ya clásicas de los plataformas como salto, doble salto y escalada de pared. El protagonista puede subirse a los obstáculos y enemigos para tomar control de ellos, de modo que puede cabalgar un misil o usar a su favor las armas de un soldado robótico para dispararle a un enemigo.

Parte de la premisa de Ryder es ofrecer un reto a la altura de los plataformas de antaño, pero con una respuesta ágil en los controles y una facilidad extrema de retomar la partida. Es decir, del Game Over al Retry hay escasos segundos, como sucede en Super Meat Boy, por ejemplo.

El apartado estético del juego es otro gran protagonista y se ve reflejado, en parte, en el diseño del personaje, inspirado en los comics de Will Eisner, particularmente en The Spirit (1940). Ese corte retro y elegante se mezcla con escenarios futuristas de colores muy vivos, lo que le da al juego una impronta visual única, muy emparentada con el mundo del comic y de los dibujos animados.

La historia no se queda atrás. El personaje que da nombre al juego es un agente que trabajó durante mucho tiempo como viajero del tiempo, asegurándose de que nadie se atreva a cambiar el curso de la historia. Sin embargo, como un ser inmortal, vivió mucho, mucho tiempo, y ahora lucha por la destrucción de la tecnología que permite viajar en el tiempo para que los eventos pueden tomar un curso natural. La última misión de Ryder lo enfrenta a su pasado y lo libera de su propia existencia inmortal. 

Chimango Games está conformado por desarrolladores con más de 10 años de experiencia en la industria: Agustín Pérez Fernández, director creativo; Adrián González, productor del estudio, y Claudio Griglio, director de arte. La presencia de Agustín (conocido como Tembac en la comunidad de desarrolladores) es especialmente destacable ya que siempre se perfiló como un artista impulsor de los juegos experimentales, algo que se le reconoció en la GDC, la conferencia de desarrolladores de videojuegos más grande del mundo. Ryder nació en una game jam, justamente cuando Agustín se cansó de que los plataformas se basen casi siempre en saltar y decidió experimentar con un nuevo concepto.

Ryder: The Deserter llegará a PC en los próximos meses y luego de eso, a consolas. No dejen de seguir de cerca el desarrollo en el Facebook de Chimango Games.