Publicado el

Ránking | No vivimos de Netflix... ¡y eso está muy bien!

PRIMERA MITAD 2017: Las 10 mejores series del primer semestre

Volver a la home

Por: Florencia Orsetti

Seis meses de buena TV, claramente, no fue fácil elegir

Los Malditos Nerds votamos las mejores series de la primera mitad del año y a mi me tocó hablar un poquito de las 10 que quedaron como ganadoras. Sabemos que The Leftovers está buenísima, pero nadie llegó a ponerse al día como para animarse a votarla; GLOW es la más reciente maravilla de Netflix (en mi opinión), pero no la habiamos terminado de ver para votar; y Gipsy, la última rezagada de Netflix, se estrena recién el 30 de junio. Twin Peaks, por otro lado, está causando sensación y ¿revolucionando la TV otra vez?, pero no va ni la mitad de su nueva temporada, así que seguro la retomemos en el resumen final, de lo mejor de año.  

Hechas las aclaraciones, acá van las mejores series de 2016 hasta el momento. ¿Las viste todas? 

  • 10
    Feud S1
    Joan Crawford y Bette Davis son dos leyendas de Hollywood, dos de las mejores actrices que pudo parir el cine clásico americano. Pero, como a muchas, la edad de oro les duró lo que la juventud y Feud, la nueva serie antológica de FX, se encarga de retratar las idas y vueltas de la filmación del último gran éxito de las artistas, What Ever Happened to Baby Jane? (1962), una película exitosa y premiada, que enemistó a ambas actrices y las volvió el centro de un kilombo tal que dio de comer a un montón de habladurías, durante años. Jessica Lange (Crawford) y Susan Sarandon (Davis) se lucen en este dramón que no tiene miedo de sacar todos los trapitos al sol.

    Feud ya tiene planeada una segunda temporada centrada en la relación entre el Príncipe Carlos y Lady Di. FX nos engancha con la controversia y nos quedamos con la serie porque, más allá de los escándalos, realmente está muy buena.
  • 9
    13 Reasons Why S1
    Una de las series más populares de lo que va del año, 13 Reasons Why es un drama adolescente crudo y gráfico que nos acerca al suicidio y al bullying desde el punto de vista de los acosadores. Cada uno de sus 13 episodios nos explica una de las 13 razones de por qué Hannah Baker decidió quitarse la vida. Lo aterrador es que todo viene relatado por ella, ya que la joven dejó 13 casetes antes de morir para que sean escuchados por sus compañeros de clase. Al momento de iniciar la serie, le toca escucharlas a Clay (Dylan Minnette), uno de los amigos de Hannah. El problema es que, si esas cintas están destinadas a los acosadores… ¿qué hizo Clay? Tal vez no fue tan buen amigo como pensaba.
  • 8
    Sense8 S2
    “No lloren por mí, ya estoy muerto”. Cuando terminé la segunda temporada de Sense 8 no podía creer que nos la dejaran así, con ese final TAN abierto… ¿cuánto faltaría para la tercera temporada? Lo más triste vino días después, cuando Netflix anunció su cancelación. Todo augura que nunca volveremos a ver esta joyita de ciencia ficción emotiva de las Hermanas Wachowski. Todo mal, porque la segunda temporada estuvo mucho mejor que la primera: más acción, más coherencia argumental, mejores propósitos para los personajes y la misma edición cinematográfica, magnífica, de siempre. Te odiamos Netflix… bueno, en realidad no.
  • 7
    Orange is the New Black S05
    Orange is the New Black es consciente de que es la original de Netflix más vista y más exitosa, y quizás por eso se anime a la experimentación. La quinta temporada giró íntegramente en torno a un motín, lo que implica una trama desordenada que obliga a la maratón de episodios más que nunca, con muchas situaciones que recién van tomando forma al final. Por otro lado, la temporada es de las más cómicas de la serie, algo que le sienta bien, pero que puede que no sea del agrado de todos. OITNB está más rara que nunca, pero sigue gustando.
  • 6
    Master of None S2
    Master of None fue uno de mis descubrimientos recientes –estoy mirando muchas comedias ácidas y posmodernas últimamente– y su segunda temporada resultó ser de lo más tierno y empático que vi en el año. Dev (Aziz Ansari) es un actor indio que busca su lugar en el mundo, nunca hizo un papel importante, no tiene una relación estrecha con su familia y no sabe lo que quiere en términos de pareja. El tipo atraviesa la clásica crisis existencial de los treintañeros a la vez que lucha contra muchos prejuicios sociales. Al final de la primera temporada se escapa a Italia para aprender a hacer pasta y ahí llegan los momentos más divertidos de la serie.
  • 5
    Taboo S1
    Hay pocas cosas que me gustan tanto como Tom Hardy y las callejuelas sucias de Londres del Siglo XIX –Setting perfecto, actor perfecto y drama a la altura, eso es Taboo, una producción histórica de la BBC con intriga, violencia y una atmósfera sombría que nos presenta a James (Hardy), un hombre que regresa de África luego de 10 años, después de que lo den por muerto y todo. Cuando regresa, Londres ya no es la misma, pero él tampoco, y para colmo se trae varios diamantes robados en su bolsillo.
  • 4
    Legion S1
    Con una TV saturada de superhéroes, Legion se distancia de lo esperado abordando a un personaje poco conocido de una saga de comics que es maleable como pocas. Estoy hablando de X-Men, claramente. Legion es un thriller de ciencia ficción centrado en David Haller (Dan Stevens), hijo del icónico Charles Xavier. David es diagnosticado con esquizofrenia, algo que la serie se anima a explorar en todo sentido, dándonos los sucesos digeridos desde el punto de vista trastornado y distorsionado del personaje. A veces surrealista, Legion es distinta a todo lo que se vio en su género.
  • 3
    Better Call Saul S3
    Hay quienes ya hablan de que este spin-off podría ser mejor que Breaking Bad. Al menos sabemos que no decayó para nada en la tercera temporada, sino que al contrario, se volvió más imprevisible y trágica, y trajo más caras conocidas al elenco, directo de Breaking Bad. La serie sigue a Saul (Bob Odenkirk), seis años antes de conocer a Walter White, nuestro abogado corrupto favorito, que desde esta nueva temporada está más irónico que nunca.
  • 2
    American Gods S1
    Shadow (Ricky Whittle) escapa de prisión para terminar involucrado en un infierno impensado: una guerra entre dioses, los antiguos mitológicos y los recién llegados, deidades tecnológicas. La fantasía oscura de Neil Gaiman llega a la pantalla con una adaptación adulta, visualmente compleja y bastante perturbadora, como también adictiva. La serie tiene un ritmo extraño, con una fuerza narrativa arrolladora y un montón de sucesos que no se entienden, pero atrapa y nos dejó con ganas de una segunda parte.
  • 1
    The Handmaid’s Tale S1
    Con la tercera ola del feminismo más afilada que nunca, no creo que haya mejor momento para ver esta notable adaptación de la novela homónima de Margaret Atwood, quien a su vez sirve de productora. The Handmaid’s Tale, como serie, es magistral en lo audiovisual, está adaptada a los tiempos que corren y en algunos aspectos diverge de la novela, pero mantiene el núcleo dramático y crítico. Elisabeth Moss (Mad Men, Top of the Lake) conquista en el rol protagónico, como si hubiese nacido para el drama y varios secundarios resultan ser una sorpresa. En lo demás, esta producción de Hulu es de lo más cuidado que se vio en TV en los últimos años y una fiel candidata a mejor serie del año.

1. Feud S1

Joan Crawford y Bette Davis son dos leyendas de Hollywood, dos de las mejores actrices que pudo parir el cine clásico americano. Pero, como a muchas, la edad de oro les duró lo que la juventud y Feud, la nueva serie antológica de FX, se encarga de retratar las idas y vueltas de la filmación del último gran éxito de las artistas, What Ever Happened to Baby Jane? (1962), una película exitosa y premiada, que enemistó a ambas actrices y las volvió el centro de un kilombo tal que dio de comer a un montón de habladurías, durante años. Jessica Lange (Crawford) y Susan Sarandon (Davis) se lucen en este dramón que no tiene miedo de sacar todos los trapitos al sol. Feud ya tiene planeada una segunda temporada centrada en la relación entre el Príncipe Carlos y Lady Di. FX nos engancha con la controversia y nos quedamos con la serie porque, más allá de los escándalos, realmente está muy buena.
Anterior Siguiente < >