Publicado el

Ránking | Del ridículo no se vuelve

10 comerciales japoneses con actores de Hollywood

Volver a la home

Por: Jessica Blady

Lo que hacen algunos por unos cuantos yenes.

¿Pensaban que el Bob Harris (Bill Murray) de “Perdidos en Tokio” (Lost in Translation, 2003) era un personaje ficticio? Bueh, en realidad sí. El Bob de Bill Murray no existe, pero la estrella hollywoodense que viaja a Japón para filmar un comercial por unos cuantos miles de yenes, es una realidad que tal vez no conozcan y que muchos actores prefieren ocultar. ¿Por qué? No lo sabemos, aunque suponemos que tiene algo que ver con la vergüenza, pero acá estamos nosotros (y ese maldito invento de la Internet que los terminó deschavando) para repasar estas maravillas de Oriente que demuestran que por la plata el mono baila y hace muchas otras cosas, aunque al otro lado del mundo.  

  • 10
    Kowa Coffee (Bruce Willis)
    Bruce Willis (y Arnold Schwarzenegger también) anda necesitando de potencia y mucho “power” en este comercial de Kowa Coffee y su nueva línea de bebidas energizantes. Las malas lenguas dicen que los muchachos cobraron, al menos, unos dos millones por estos segundos en pantalla, pero no tenemos que dejar pasar la calidad interpretativa que les ponen a estos trabajadores incansables.
  • 9
    Edwin Jeans (Brad Pitt)
    El Brad Pitt más cachondo, el de la década del noventa claro está, protagoniza una serie de comerciales diminutos para EDWIN -más específicamente la línea 503 y 505-, una empresa de indumentaria especializada en la fabricación de jeans. Pitt supo ser el portavoz oficial y modelo de la marca por varios años, una época que tal vez quisiera olvidar, pero nada resiste el archivo de la red de redes.
  • 8
    Black Black Gum (Jean Claude Van Damme)
    Parece que nada logra energizar a Van Damme más que los chicles Black Black, una línea de goma de mascar con cafeína producida por Lotte, que se hizo extremadamente popular en Japón gracias a esta serie de comerciales protagonizados por el belga. Según los que la probaron, el efecto es parecido a un fondo blanco de Sambuca mezclado con Vicks VapoRub. Lo dejamos a su criterio.
  • 7
    Softbank (Quentin Tarantino)
    No entendemos por qué en la familia White papá es un perro, mamá e hija adolescente son japonesas, hay un hijo mayorcito de color y el tío Tara(ntino) es nuestro querido Quentin, pero no hay nada más bizarro que este comercial de Softbank, una empresa de telecomunicaciones e Internet que, con la ayuda del director y la actriz Adrienne Camille, promociona un nuevo parlante que se conecta al teléfono y tiene la simpática forma de un perrito.
  • 6
    Kirin (Ben Stiller)
    Ben Stiller saca a relucir su mejor Derek Zoolander, aunque sin la Blue Steel, para este comercial de Kirin Brewery Company y una gaseosa muy refrescante y alimonada. Ben se divierte con un grupo de porristas y jugadores de fútbol americano, aunque se trate de un aviso japonés y él este totalmente doblado.
  • 5
    Suntory (Tommy Lee Jones)
    Parece que Tommy Lee Jones es un alienígena que se infiltra en diferentes actividades para combatir la maldad de este mundo (¿o el aburrimiento?) en una serie de avisos para Suntory, famosa cervecería y destilería japonesa. O eso es lo que entendimos en estas “parodias” cafeteras de E.T., Matrix, James Bond y varios policiales de la década del ochenta que lo tienen al actor como protagonista, aunque sin esbozar sonrisa alguna. Suntory fue la primera compañía en usar extranjeros para promocionar sus productos. Incluso, Akira Kurosawa dirigió un par de comerciales a finales de los setenta, un hecho que inspiró la película “Perdidos en Tokio” (Lost in Translation).
  • 4
    Hot Noodle (Edward Furlong)
    Por algún extraño motivo, el futuro líder de la rebelión contra las máquinas es el único occidental jugando en un equipo de fútbol de jovencitos japoneses, pero él tiene la suerte de quedarse con la chica. En pleno auge de su carrera, y antes de que todo se vaya al tacho, Edward Furlong la juntaba con pala protagonizando una serie de avisos comerciales de Hot Noodle, esos característicos almuerzos orientales listos para comer en cualquier momento. John Connor se rebela, una porción de sopita a la vez.
  • 3
    Mandom (Charles Bronson)
    Ni un duro como Charles Bronson pudo escapar de este flagelo. El protagonista de “El Vengador Anónimo” (Death Wish, 1974) y otras tantas maravillas despliega hombría y todo tipo de habilidades en varios comerciales para Mandom, compañía dedicada a la fabricación de productos de perfumería y cuidado personal. Parece que Charles necesita embadurnarse hasta las cejas para demostrar las propiedades y beneficios (¿?) de sus colonias y lociones para el cuerpo.
  • 2
    Alinamin V Energy Drink (Arnold Schwarzenegger)
    No entendemos lo que dice, mucho menos por qué se ríe tanto, pero en algún momento de su vida Arnold Schwarzenegger viajó a Japón para filmar esta bizarreada. Por si les interesa, Alinamin V es una bebida energizante perteneciente a la farmacéutica Takeda. Su tamaño es pequeñísimo (comparado con otros productos del país), supuestamente, ya que concentra una cantidad importante de vitaminas… y otras cosas que mejor no saber. ¿Será ese concentrado lo que pone a Arnie tan eufórico y alegre?
  • 1
    Sankyo Pachinko (Nicolas Cage)
    Nicolas Cage canta, toca el piano, alucina y hace el ridículo de todas las formas posibles no en uno, ni dos, ni tres, sino en una serie de cinco comerciales para Sankyo, empresa responsable de la fabricación de las máquinas de pin ball y afines de Pachinko. Parece que las bolitas plateadas lo vuelven loco y después de sufrir con estos avisos nos queda algo bien en claro: Nicolas Cage ama Pachinko.

1. Kowa Coffee (Bruce Willis)

Bruce Willis (y Arnold Schwarzenegger también) anda necesitando de potencia y mucho “power” en este comercial de Kowa Coffee y su nueva línea de bebidas energizantes. Las malas lenguas dicen que los muchachos cobraron, al menos, unos dos millones por estos segundos en pantalla, pero no tenemos que dejar pasar la calidad interpretativa que les ponen a estos trabajadores incansables.
Anterior Siguiente < >