Publicado el

Ránking | Premios animados

10 pelis animadas de Netflix que ganaron el Oscar

Volver a la home

Por: Maximiliano Baldo

Estas diez películas animadas se ganaron su estatuilla dorada... y un lugar en Netflix, también

La codiciada estatuita de la Academia es un reconocimiento al talento, la dedicación y la iniciativa de incontables miembros del mundo del cine, entre los que se incluyen desde el año 2001 a las películas animadas. Desde entonces hasta el día de la fecha se han premiado a varios nuevos clásicos de la animación... particularmente a películas producidas por Disney y Pixar. ¿Y qué mejor lugar para ver todas estas películas que Netflix? El portal de cine de la Red cuenta en su extenso catálogo con la mayoría de las películas animadas que han sido galardonadas con su estatuilla dorada, así que no vendría mal recordar a estas joyitas en un cómodo listado.

Aquí están, estas son, a continuación veremos desfilar diez producciones ganadoras del Oscar a Mejor Película Animada que podemos encontrar en el catálogo de Netflix. Y es por esto último que no van a ver a El Viaje de Chihiro, porque no está en el catálogo de la plataforma. No insistan. Yo también quería añadirla. Pero buéh, agarren sus pochoclos y vayan a sus asientos, que la función va a comenzar.

  • 10
    Valiente (2012)
    El año 2012 fue un poco conflictivo para las películas de animación. Fue el año en que, de las cinco películas elegidas, tres eran de animación cuadro-a-cuadro y dos eran de animación CGI... y de Disney/Pixar. Y de las películas de CGI, una era una interesante amalgama de personajes de videojuegos en una historia colorida... y la otra era Valiente.

    Ya adivinan a dónde fue a parar el Oscar, ¿verdad?

    No estoy diciendo que Valiente no es una buena película, pero siento que entre las nominadas había cosas mejores. La historia de Merida no es mala, pero no está a la altura de lo mejor de Pixar; pero a veces las cosas salen así. El mundo escocés de Valiente nos cuenta la historia de la princesa que quiere vivir la vida a su manera y no de la forma que dicta la tradición del Clan, y eso la lleva a cometer uno que otro error que afecta directamente a su familia. Ahora es la misión de nuestra valiente pelirroja de reparar el daño causado... antes de que sea tarde, desde luego.

    Ah, un detallito especial para esta película... Las traducciones al español latino están muy bien, excepto en un detalle muy, muy, muy importante: traten de ver la película en inglés, porque el espeso acento escocés de todos los personajes es simplemente impagable. Le suma al menos dos puntos.
  • 9
    Rango (2011)
    ¿Y esto? ¡Un western animado con animales antropomorfos! ¡Y no es ni de Disney, Pixar o DreamWorks! Esta irregularidad del Tiempo/Espacio tomó lugar en el año 2011 y le otorgó el premio a la película de los estudios Nickelodeon. Esta es la historia de un camaleón que termina perdido en el desierto de Mojave y arriba al pueblito de Dirt, donde asume el nombre de Rango y, eventos confusos mediante, se vuelve el sheriff del lugar. Y justo a tiempo, porque las preciadas reservas de agua del pueblo están siendo robadas por alguien, y descubrir al criminal será la misión primordial de nuestro héroe por accidente.

    Destaca de esta película su estilo gráfico y diseño en general, así como sus personajes antropomorfos en un western con todas las de la ley. La odisea de Rango por buscar su propia identidad en este mundo salvaje se vuelve el eje para la eventual solución de los problemas (y mentiras) que le rodean. Si ya están un poco saturados del estilo de Pixar y DreamWorks, quizá sea Rango el que les traiga ese chapuzón de originalidad que necesitaban. Denle una oportunidad.
  • 8
    Buscando a Nemo (2003)
    Pixar nos llevó de paseo por los hermosos fondos marinos en esta aventura acuática; la historia de un padre que lo pierde casi todo y de su hijo, que termina perdido (úps). Así comienza una aventura por partida doble: por un lado, Marlin y su viaje por los mares para llegar hasta Australia, donde supuestamente encontrará a su hijo perdido; por el otro, el titular Nemo y sus intentos de escapar de la pecera en la que se encuentra. Ambos personajes recibirán asistencia de parte de compañeros de aventura; la desmemoriada Dory en el caso de Marlin, y el temerario Gill en el acuario de Nemo.

    La película gozó de un nivel técnico impresionante, al punto que buena parte de las tomas acuáticas son casi para decir "mirá qué lindas algas podemos renderizar". Eso no desmerece ni a los personajes ni a la historia principal, que dejó a padres e hijos emocionados por igual. De hecho, le salió demasiado bien a Pixar, ya que luego del estreno de la película hubo muchos reportes de niños que echaron a sus pececitos por el desagüe, para liberarlos. La magia del cine, ¿viste?
  • 7
    Shrek (2001)
    Me siento conflictuado al mencionar a esta película. No me parece mala, pero su secuela fue claramente superior en todos los aspectos... excepto en uno: no ganó el Oscar, así que automáticamente queda fuera de la lista. También es necesario hacer mención de que esta es una de las pocas películas del Top que no pertenece a Pixar, lo cual ya es un logro; pero además Shrek tiene una característica muy, muy especial: este fue el primer largometraje animado en atribuirse el dichoso galardón, así que no podía faltar.

    Shrek también es el inicio de una franquicia, un giro de tuerca a la temática de Disney, más adulta y ácida, al punto que buena parte de la aventura del ogro más querido del mundo le hace chistes a la corporación del Ratón, a sus parques temáticos y, por supuesto, a sus películas. Shrek es una parodia de los Cuentos de Hadas, y es tal el nivel de detalles, que consiguió crear su propio universo de personajes clásicos y aventuras propias, y bien vale la pena volver a ver cómo comenzó todo: con un ogro gruñón que quería recuperar su pantano, para lo cual debía ir a rescatar a una princesa. Las cosas se complican un poquito durante el viaje, desde luego, y así comienza la magia.

    Eso sí, cuando terminen de ver esta película, háganse un favor y vean la secuela también.
  • 6
    Toy Story 3 (2010)
    Técnicamente el final de la trilogía; y digo "técnicamente" porque parece que va a haber cuarta parte; pero en fin. Es la historia que puso a Pixar en el mapa y ya venía de una primera película exitosa y una secuela todavía mejor. ¿Podía esta tercera parte cumplir con las expectativas? Sí... ya lo creo que sí. No es que la historia principal sea algo nuevo; de hecho, es el cuento de siempre: los juguetes terminan en un lugar en el que no deberían estar y deben buscar la forma de regresar al hogar dulce hogar. Pero no era esta premisa por la que original y secuela se volvieron tan memorables... sino por los dramas de los personajes en sí.

    Andy creció y ya no juega con sus juguetes. Los juguetes quieren que alguien juegue con ellos, pues esa es su función. Ahora, con su humano a punto de ir a la universidad, los juguetes entran en desesperación ante la perspectiva de terminar en el ático. Eventos van, situaciones vienen, los juguetes terminan en una guardería donde sus sueños de ser disfrutados por incontables niños los llena de esperanzas... hasta que ven cómo funcionan las cosas desde adentro. Ahora es una lucha por escapar de esta inusual prisión y buscar el camino de vuelta a casa, pero del punto A al B hay toda clase de obstáculos... incluso algunos que parecen terminales para nuestros personajes.

    La película se luce en un par de escenas memorables por derecho propio; en especial aquella en la que toda esperanza parece perdida (ustedes saben cuál; no necesito ni mencionarla) y aquella escena final, donde el propio Andy representa a los espectadores que vimos esta franquicia nacer y desarrollarse con el tiempo, y nos da un desenlace que nos dejó a más de uno con un nudo en la garganta. Si acaso sale la supuesta cuarta película ya no sé qué más podrá hacer Pixar para subir la apuesta; no digamos mantener la calidad. Habrá que confiar, ¿no?
  • 5
    Los Increíbles (2004)
    Mucho antes de que Marvel comenzara a levantarla con pala desde el estreno de Iron Man, Brad Bird ya nos había demostrado el enorme potencial de las películas de superhéroes cuando estas tienen buenos personajes como protagonistas. Esta es la historia de un mundo en el que los superhéroes protegen a los ciudadanos... hasta que los ciudadanos empiezan a hacerles juicio por todo el daño colateral que causan sus actos heroicos. Esto fuerza a los Super a entrar a un programa de protección, guardar los supertrajes en el armario, y vivir vidas normales... algo que Bob Parr, antes Mr. Increíble, no puede tolerar. Su obsesión por "los buenos tiempos" lo lleva a entrar en conflicto con su familia, en especial con Helen, su esposa, que solamente quiere una vida normal. Aquí vemos un enorme potencial de conflicto entre la idea de tener poderes especiales y no poder usarlos, obligándonos a ser "engranajes en la máquina de la sociedad" cuando claramente podríamos aspirar a algo mucho mejor.

    Por supuesto que la cosa no queda ahí. Una misteriosa mujer llama la atención de Bob con una misión especial, y de ahí se va desencadenando una trama que mezcla viejos rencores, nuevos peligros, y hasta miedos de familia. Cómo consiguieron un balance de acción y emoción tan bueno, eso no lo sé... y tampoco sé cómo lo van a hacer en la eventual secuela que se viene en 2018. Por ahora, las expectativas son... super fuertes. (perdón)
  • 4
    UP (2009)
    Sí, los primeros diez minutos de UP son una montaña rusa de emociones y una excelente historia en sí misma, mostrando en pantalla la relación de Carl y Ellie desde su inicio hasta su final. También es una advertencia de que esta película está colmada de emociones, y esa es la fuerza principal que impulsa todo el argumento.

    Al ver que su domicilio está a punto de pasar a manos de otros, y estando el viejo Carl a un paso del geriátrico (literalmente), nuestro protagonista decide que es hora de cumplir la promesa que le hizo a su amada años atrás: viajar hasta las misteriosas Cataratas del Paraíso. ¿Su método para llegar allá? Atar miles de globos a su casa y salir volando con todo el inmueble. Dejemos de lado toda lógica racional por un momento y limitémonos a maravillarnos con la escena de la casa surcando los cielos de la ciudad, ¿bien? Ese es el tipo de cosas de las que están hechos los sueños. Así comienza Carl su viaje de aventuras, al que le acompañará el simpático niño explorador Russell, y donde conocerá a otros fantásticos personajes; los buenos y los malos.

    Toda la película es un vaivén de emociones y aventuras en perfecto equilibrio, llegando a un clímax que nos dejó a todos moqueando, y a una toma final que no hizo otra cosa que incentivar el aplauso esporádico. Dale, andá a buscar algunos pañuelos y subite a esta aventura de alto vuelo.
  • 3
    Ratatouille (2007)
    Pixar consigue hacer que esta película nos recuerde a nuestro platillo favorito y los motivos por los que lo amamos tanto. Es algo así como aquella emotiva publicidad de sopas que desfiló por la televisión Argentina ("Mal de amores para la mesa dos"); Ratatouille se aprovecha de las vistas de París para narrar esta historia de sueños y ambiciones en criaturas que tienen todas las de perder, ya sea el protagonista principal, el querido roedor Remy, como su eventual compañero humano, el atolondrado pero bueno de Linguini. El amor de Remy por la cocina humana se le contagia al espectador, así como también el poder de su anhelo y la emoción en cada una de sus victorias culinarias. Digamos que todos los que vimos la película salimos del cine con mucha hambre.

    También salimos del cine habiendo atestiguado uno de los finales más aplaudibles y "realistas" (dentro de lo que una película de ratones cocineros pueda interpretarse como realista, claro), mención especial para las palabras finales de Anton Ego, temible crítico culinario, cuya reseña tranquilamente puede adaptarse a cualquier medio y categoría creativa. En resumen, una hermosa película que nos dejó un buen sabor de boca.
  • 2
    Wallace y Gromit: La Batalla de los Vegetales (2005)
    Debido a que pusieron a cargo de este listado a un irresponsable como yo, puedo darme el lujo de encajar esta película en el segundo puesto. Amo esta película. Amo la animación cuadro-a-cuadro de Aardman. Amo a Wallace y a Gromit. Y por encima de todo, amo todos y cada uno de los chistes malos y juegos de palabras de esta producción inglesa.

    Por si no los conocían, Wallace y Gromit ya nos habían alegrado la vida en un puñado de cortometrajes en los que suelen destacarse muchos de los elementos que hacen gala en esta película: un inventor que juega con la tecnología para hacer algún negocio, la tecnología que sale mal, y los problemas que esto acarrea. En este caso el negocio es una empresa de control de plagas en un pueblo obsesionado con su concurso de vegetales, lo que atrae la atención de hordas de adorables conejitos. La solución al problema: utilizar el último invento de Wallace, un aparato para modificar mentes, para reformar a los hambrientos roedores de modo que ya no quieran comer sus verduras.

    De más está decir que la cosa sale mal y pronto aparece en escena un monstruo que arrasa con las plantaciones de los pueblerinos. De ahí en más viene toda una serie de investigaciones para atrapar al monstruo y salvar el concurso de vegetales. ¿Suena loco? Es todavía mejor. Cada segundo de animación es brillante, colmado de referencias a películas de terror y suspenso o algún chiste al paso; muchas veces ambas opciones a la vez. La traducción al español pierde mucha de la magia en los chistes de juegos de palabras, así que si lo pueden ver en inglés van a salir ganando. Vayan y arriésguense a descubrir algo que quizá no sabían que necesitaban en sus vidas.
  • 1
    WALL-E (2008)
    A mi parecer, esta película podría ser un 10 perfecto si hubiese mantenido el estilo de la primera mitad en la segunda. Toda la secuencia de nuestro pequeño y adorable robot recolector de chatarra en la Tierra abandonada es fascinante, e incluso sus interacciones con la recién llegada EVE tienen una magia que no necesita (ni usa) palabras, salvo quizá al mencionar sus propios nombres o al permitir que un cartel publicitario explique la trama al público; algo que podría haber sido un poquito más sutil. Pixar consiguió hacer que el concepto de que nuestro planeta caiga en la ruina sea entretenido, y eso es loable.

    Es cuando comienza la segunda mitad, ya con la presencia de personajes que hablan, que esta película pierde un poco de esa magia. Por suerte podemos seguir disfrutando de esos momentos únicos con WALL-E y EVE juntos, y solamente ese bailecito por el espacio justifica volver a ver toda la película. De hecho, ¿por qué sigo escribiendo esto? ¡Ya llegué al final! Mejor aprovecho y vuelvo a ver esta joyita. ¡Adiós, gente! ¡Vayan, vean y disfruten!

1. Valiente (2012)

El año 2012 fue un poco conflictivo para las películas de animación. Fue el año en que, de las cinco películas elegidas, tres eran de animación cuadro-a-cuadro y dos eran de animación CGI... y de Disney/Pixar. Y de las películas de CGI, una era una interesante amalgama de personajes de videojuegos en una historia colorida... y la otra era Valiente. Ya adivinan a dónde fue a parar el Oscar, ¿verdad? No estoy diciendo que Valiente no es una buena película, pero siento que entre las nominadas había cosas mejores. La historia de Merida no es mala, pero no está a la altura de lo mejor de Pixar; pero a veces las cosas salen así. El mundo escocés de Valiente nos cuenta la historia de la princesa que quiere vivir la vida a su manera y no de la forma que dicta la tradición del Clan, y eso la lleva a cometer uno que otro error que afecta directamente a su familia. Ahora es la misión de nuestra valiente pelirroja de reparar el daño causado... antes de que sea tarde, desde luego. Ah, un detallito especial para esta película... Las traducciones al español latino están muy bien, excepto en un detalle muy, muy, muy importante: traten de ver la película en inglés, porque el espeso acento escocés de todos los personajes es simplemente impagable. Le suma al menos dos puntos.
Anterior Siguiente < >