Publicado el

Ránking | Relatos salvajes

Videojuegos 2016: Mejor Historia

Volver a la home

Por: Jeremias Curci

Nuestro recorrido por lo mejor del 2016 nos lleva a repasar las mejores historias del año.

Los Malditos Nerds seleccionan los juegos más destacados del año, el cual estuvo repleto de juegos importantes. Durante las dos semanas que siguen repasaremos los géneros y categorías más sobresalientes, cerrando la última semana de diciembre con los 50 mejores juegos de este 2016.

Cuando comentábamos con Fichinescu la confección de este ranking, estuvimos de acuerdo en algo: 2016 no fue un año superlativo en términos de juegos con historias remarcables o trascendentes. Aun así, hubo juegos que valen la pena mencionar, los cuales componen el ranking a continuación.

Pero antes, la aclaración: los juegos aquí citados fueron elegidos por todo el staff de Malditos Nerds, pero el orden corre por cuenta propia, teniendo en cuenta el impacto que me generaron cada uno de estos juegos.

  • 10
    Wheels of Aurelia (Stanta Regione, PC, PS4)

    No se trata de la meta, sino del camino. Es una frase trillada, pero le sienta perfecto a Wheels of Aurelia, un juego de orígenes italianos que nos plantea tomar el lugar de una joven mujer que, a bordo de su vehículo, decide recorrer la vieja ruta costera de Aurelia. En el camino, tendremos la posibilidad de recoger y llevar distintos viajeros con distintos destinos.

    Allí es donde reside su encanto. Entre los paseos y distintos segmentos de carrera, el eje central de la experiencia son las conversaciones. Porque Wheels of Aurelia está basado en la Italia de los setenta: un período histórico social y políticamente convulsionado, donde muchas batallas desde lo social se estaban librando.

    A través de las conversaciones y distintos personajes –cada cual con su forma de ver las cosas- Santa Regione nos pinta un fresco de lo que ellos interpretan de aquellos tiempos, captando con acierto la belleza y sinuosidad de sus paisajes, en contraposición de los momentos difíciles de uno de los momentos más oscuros de la historia italiana. Se puede terminar en muy poco tiempo, pero siempre hay pasajeros dispuestos a dialogar y contarnos mucho más.

  • 9
    Oxenfree (Night School Studio, PC, PS4, XONE)

    Las aventuras gráficas están más vivas que nunca y siguen recibiendo exponentes de alto calibre. El que nos ocupa en esta oportunidad es Oxenfree: un juego que nos plantea una historia de suspenso y toques de horror gracias a sus ribetes sobrenaturales, que se reflejan tanto en el relato como en las mecánicas de juego.

    Aunque el juego nos pone bajo el mando de Alex, el foco está puesto en este grupo de adolescentes que se ven envueltos en un entuerto que los une a Fort Milner: una base militar abandonada en la que sucedieron hechos bastante macabros y truculentos. La forma en la que el juego nos presenta los personajes y entabla la relación entre ellos es excepcional, y funciona como punto de tensión en las bifurcaciones que presenta.

    Y es que, no todos los personajes llegarán vivos a la conclusión del relato: las ramificaciones nos harán tomar decisiones complejas, que en general tendrán consecuencias irremediables. En este aspecto el juego es único: el nivel de apego que genera con sus personajes es tal, que querremos repetir la historia una y otra vez hasta que logremos salvar a todos nuestros amigos.

  • 8
    Inside (Playdead, PC, PS4, XONE)

    Playdead lo hizo de nuevo: no sólo explotaron todas las cualidades de Limbo para hacer de Inside un juego muchísimo más trabajado, robusto y completo, sino que a través de la narrativa ambiental lograron pergeñar un relato que sin valerse de guión alguno, logra imbuir en quien lo juega una sensación de descubrimiento y asombro realmente genuina.

    Esto sin dejar de lado los pequeños pasajes de suspenso –y hasta horror- que matizan una experiencia que deja mella. La característica muda –y por momentos críptica- de la aventura ya tiene a los jugadores más dedicados desculando las teorías más retorcidas respecto a los acontecimientos que tienen lugar en el juego, en especial cuando el final alternativo entra en juego.

    Como sea, Inside nos ofrece una aventura única, una de las mejores del año, cuyo efecto trasciende ese final prematuro que a algunos dejó con sabor a poco.

  • 7
    1979 Revolution: Black Friday (iNK Stories, PC, iOS, ANDROID)

    Lo bueno que tienen los juegos es que tienen la posibilidad de ponernos en lugares y contextos como ningún otro medio. Por más que leamos una y mil veces sobre un tópico, experimentarlo como nos lo permite este medio lleva el nivel de entendimiento a cotas insospechadas.

    Este es el punto más fuerte de 1979 Revolution: Black Friday, una experiencia interactiva que conjuga drama y acción, al ponernos en la piel de Reza, un aspirante a fotógrafo que regresa a Irán en el medio de la Revolución Iraní. Allí mismo es capturado y apresado, dando inicio a una aventura que nos mostrará en primera persona el costado más crudo de la humanidad, la violencia, las situaciones moralmente ambiguas y la facilidad con la que se corrompe el ser humano.

    Se trata de un trabajo cuasi autobiográfico, ya que el director del juego -Navid Khonosari- era un niño cuando fue testigo de los sucesos de la revolución, los cuales inspiraron a este juego, uno de los más impactantes del año en términos narrativos.

  • 6
    Mafia III (Hangar 13, PC, PS4, XONE)

    El juego de Hangar 13 no fue tan genial como esperábamos: de hecho, es un juego más que imperfecto, repleto de fallas imperdonables. Más allá de los bugs, convenciones arcaicas inherentes a una interpretación de los juegos de mundo abierto que muchísimos exponentes del género resolvieron hace años.

    Pero la flor de loto en este lodazal jugable es el relato que nos ofrece. Mafia III encuentra sus mejores momentos en el extenso arco argumental que tiene el coraje de tocar todos los temas que son tabú en esta industria: la discriminación racial, el trauma de los ex combatientes, el abuso de poder, la corrupción. Lo hace a través de una recreación perfecta de un marco temporal bastante agitado en los Estados Unidos: el fin de la década del sesenta (con el asesinato de Kennedy), en un lugar espinoso como la ciudad de Nueva Orleans.

    Y lo hace con muchísima gracia, con soltura, con respeto. El relato es convincente, está estupendamente bien escrito –y actuado- y si nos dedicamos a seguirlo sistemáticamente, sin caer en la tentación de los aburridos objetivos secundarios, encontraremos en Mafia III un juego comprometido, sólido, con una de las historias de venganza más creíbles que nos dio el género en mucho tiempo.

  • 5
    Zero Escape: Zero Time Dilemma (Spike Chunsoft, 3DS, PC, VITA)

    No era una tarea sencilla: ¿Cómo atar todos los cabos sueltos de tantos personajes, a quienes vimos evolucionar a través de las dos entregas anteriores en un lapso de seis años? Lo que parecía imposible, Spike Chunsoft lo logra con muchísimo acierto, haciendo de ésta una de las conclusiones de serie más satisfactorias en los últimos años, al menos, desde lo narrativo.

    Puede que Zero Time Dilemma sea el juego menos impactante de los tres, pero es el único que se preocupa por mantener un balance perfecto entre sus fenomenales puzles y la historia. Y lo logra. Porque el mérito no sólo es atar todo cabo suelto hasta el momento, sino presentar a su vez una historia atractiva para los recién llegados, con los giros suficientes para hacerlos saltar del asiento del asombro.

  • 4
    Uncharted 4: A Thief’s End (Naughty Dog, PS4)

    Naughty Dog le pone un moño de platino a uno de sus niños mimados, Uncharted, con un juego que supera a los anteriores en cuanto a ritmo, escala y estructura, pero más importante todavía, desde lo narrativo. No hay vueltas de rosca demasiado arriesgadas: el juego sigue empleando una sabia mixtura de escenas de acción y secuencias guionadas.

    Pero al heredar el componente “The Last of Us”, que indica que siempre vamos acompañados por alguien, también incorpora momentos de introspección, intimistas, en donde conocemos facetas completamente nuevas de personajes que creíamos conocer muy a fondo. No sólo eso.

    Gracias a la pericia técnica y a las actuaciones de voz, los personajes de esta aventura adquieren una dimensión inusitada; una profundidad y una naturaleza tal que logran poseer una humanidad nunca vista en otro juego. Por este motivo, Uncharted 4: A Thief’s End se lleva el reconocimiento, porque los personajes son más entrañables que nunca, y el final… Ese final, lo es todo, al punto de no querer que se termine jamás.

  • 3
    Virginia (Variable State, PC, PS4, XONE)

    La capa más superficial de Virginia nos habla de un caso policial, puesto que personificamos a Anne Tarver, una agente del FBI a quien le asignan una nueva compañera, Maria Halperin, para dirigirse a la ciudad de Kingdom e investigar la desaparición de un niño, en 1992.

    Pero lo concreto es que el relato va mucho más allá: toca temas sensibles y terrenales como la amistad, la lealtad, la traición, e incluso la identidad y ciertos ribetes de discriminación. Tal vez le suene un tanto cliché, pero el mayor logro de Variable State es haber logrado una historia sólida e impactante utilizando recursos de series como Twin Peaks o The X-Files, pero sin utilizar una sola palabra o diálogo.

    El relato transcurre entre miradas, silencios muy medidos, planos muy selectos respecto a la dirección fotográfica y una música que acentúa a la perfección cada uno de los momentos de la aventura. En términos narrativos, Virginia es uno de los juegos más innovadores de los últimos tiempos, y uno de los mejores del año, sin ningún tipo de dudas.

  • 2
    That Dragon Cancer (Numinous Games, PC, iOS)

    La obra de Numinous Games ofrece una experiencia que a muchos podría incomodar. Porque nos abre la puerta a la intimidad de la familia Greene, más precisamente sobre la historia de Ryan (desarrollador del juego) y Amy, padre y madre de Joel, el menor de sus hijos, quien es diagnosticado con un cáncer terminal.

    That Dragon, Cancer, nos muestra todas las etapas que atravesaron: desde que se enteraron de la enfermedad, lidiar con la aceptación, educar a su hijo mientras tanto, el amor, la tristeza, el vacío, lo inevitable. Aprender a dejarlo ir. Aprender a vivir el momento.

    Es imposible terminar esta experiencia sin un gigantesco torniquete en la traquea, en especial si tienen el privilegio de ser padres, como quien les escribe. Los enanos mentales cuestionarán la validez de esta pieza como juego en sí. Lo cierto es que That Dragon Cancer es tan válido como cualquier otro, pero más necesario que ninguno: porque nos ayuda a entender, a desarrollar empatía; nos da perspectiva. Porque no se trata de un golpe bajo, sino de una de las historias de amor incondicional más intensas que se pueden vivir en el universo fichinero.

  • 1
    Firewatch (Campo Santo, PC, PS4, XONE)

    Se olfateaba en el aire: el primer juego de Campo Santo estaba destinado a impactar exactamente en las facetas que uno imaginaba, porque fue diseñado por mentes brillantes en cuanto a narrativa y escritura se refiere, como Sean Vanaman, Jake Rodkin y Chris Remo, entre otros.

    Más allá de que visualmente es un festín y que posee las mejores actuaciones de voz del año (lo siento, Uncharted), Firewatch brilla al encontrar recursos nuevos para ponernos de lleno en la piel de Henry: un tipo que atravesó una crisis muy profunda y decide recluirse en el Parque Nacional de Shoshone, para cuidarlo de los incendios.

    Allí conoce a Delilah, su supervisora, con quien entabla una relación muy cercana, pese a que sólo se conocen a través de una radio. La trama pega unos giros muy interesantes y logra imbuir suspenso y ciertos toques de horror, más allá de que la relación que se genera entre los protagonistas se siente real, humana y, por tanto, conectamos.

    Algunos se quejan de su final, pero yo creo que ahí reside la magia de este relato: el anti clima es parte de la vida misma, y hay que saber abrazarlo.

1. Wheels of Aurelia (Stanta Regione, PC, PS4)

No se trata de la meta, sino del camino. Es una frase trillada, pero le sienta perfecto a Wheels of Aurelia, un juego de orígenes italianos que nos plantea tomar el lugar de una joven mujer que, a bordo de su vehículo, decide recorrer la vieja ruta costera de Aurelia. En el camino, tendremos la posibilidad de recoger y llevar distintos viajeros con distintos destinos. Allí es donde reside su encanto. Entre los paseos y distintos segmentos de carrera, el eje central de la experiencia son las conversaciones. Porque Wheels of Aurelia está basado en la Italia de los setenta: un período histórico social y políticamente convulsionado, donde muchas batallas desde lo social se estaban librando. A través de las conversaciones y distintos personajes –cada cual con su forma de ver las cosas- Santa Regione nos pinta un fresco de lo que ellos interpretan de aquellos tiempos, captando con acierto la belleza y sinuosidad de sus paisajes, en contraposición de los momentos difíciles de uno de los momentos más oscuros de la historia italiana. Se puede terminar en muy poco tiempo, pero siempre hay pasajeros dispuestos a dialogar y contarnos mucho más.
Anterior Siguiente < >