Publicado el

Ránking | Lo bueno y breve...

10 miniseries de Netflix que podés ver completas en una tarde

Volver a la home

Por: Jessica Blady

Tags: Netflix
Andamos con poco tiempo libre. Qué mejor para recomendar que unas cuantas miniseries.

¿Te sobra una tarde libre? ¿No sabés que hacer durante el fin de semana? Con un paquete de papitas y unas largas horas por delante, podés disfrutar de cualquiera de estas propuestas televisivas. Miniseries de pocos episodios que se empiezan, y terminan, en un abrir y cerrar de ojos. 

  • 10
    The Driver (BBC, 2014)
    Ambientado en Manchester, este drama criminal de sólo cuatro episodios (acá estamos esperando un poco más), sigue las desventuras de Vince McKee (David Morrissey, el Gobernador de The Walking Dead), un taxista cuya vida toma un giro más que inesperado cuando decide prestar sus servicios como conductor a una organización non santa. Un thriller psicológico cargado de tensión que sigue los pasos de un protagonista atormentado por su vida que cree haber encontrado una salida fácil, pero no.
  • 9
    Marvel’s Agent Carter (ABC, 2015-2016)
    Peggy Carter (Hayley Atwell) se ganó su propia serie y la TV a una gran heroína de época. Marvel abrió un poquito más el juego con esta historia ambientada tras la Segunda Guerra Mundial que tiene a la aguerrida agente como protagonista absoluta. La premisa de este spin-off lleno de drama y acción, se desprende directamente de “Marvel One-Shot: Agent Carter”, uno de esos cortitos autoconclusivos que aparecen como material extra de las ediciones en Blu-ray de las pelis del estudio y cuya tarea, además de entretener, es aportar un relato más extenso para ciertos personajes o eventos del MCU que no se explican en otra parte. Ahora, como miembro de la Strategic Scientific Reserve, a la chica se la ve uniendo fuerzas con Howard Stark y, tarde o temprano, tendrá la misión no menor de hacerse cargo de la primitiva versión de S.H.I.E.L.D. La primera temporada de ocho episodios se ve junto con el té de las cinco. Lástima que el show no pasó de su segunda entrega.
  • 8
    Wolf Hall (BBC, 2015)
    El último ganador del Oscar, Mark Rylance, protagoniza este drama histórico dividido en seis partes, adaptado de las novelas “Wolf Hall” y “Bring Up the Bodies” de Hilary Mantel. Estamos en la corte del rey Enrique VIII (Damian Lewis) de Inglaterra –principios/mediados del siglo XVI- y, tras la caída del cardenal Thomas Wolsey, su secretario Thomas Cromwell (Rylance) se convierte en uno de los asesores más cercanos al monarca. Un juego de poderes, traición e intrigas que le acarreará unas cuantas dudas y bastantes peligros.
  • 7
    The Pillars of the Earth (Starz, 2010)
    Basada en la novela homónima de Ken Follett, esta multipremiada miniserie histórica de ocho capítulos -protagonizada por grosos como Ian McShane, Hayley Atwell y Eddie Redmayne, entre otros-, se centra en la construcción de una catedral en el pueblo de Kingsbridge durante uno de los períodos más tumultuosos de la historia inglesa, conocido como “La Anarquía en el Siglo 12” (Anarchy in the 12th century). Drama, romance, conflictos religiosos y luchas por el poder político se conjugan alrededor de personajes como Tom (Rufus Sewell), el maestro constructor; Aliena (Atwell), una mujer de la nobleza, y el sádico Lord William.
  • 6
    A Young Doctor’s Notebook (Sky, 2012-2013)
    Basada en la colección de historias cortas de Mikhail Bulgakov, Jon Hamm y Daniel Radcliffe se ponen en la piel del doctor Vladmir "Nika" Bomgard a través de diferentes etapas de su vida y su carrera al frente del ficticio hospital de Muryevo en la Rusia pre-revolucionaria. Esta comedia negra comienza con el arribo del joven galeno, recién egresado de la Universidad Estatal de Moscú, al pueblito en cuestión allá por 1917. La guerra civil está a la vuelta de la esquina y, pronto, el protagonista se da cuenta del peso que tiene su falta de experiencia.
  • 5
    Top of the Lake (2013)
    Jane Campion (en colaboración con Gerard Lee y Garth Davis) llega a la pantalla chica con este drama criminal lleno de misterios. Filmada y ambientada en su tierra natal, Nueva Zelanda, la serie sigue las desventuras de Robin Griffin (Elisabeth Moss), una detective que decide sumergirse en los secretos más oscuros de un pequeño pueblito de la zona e investigar la desaparición de Tui, una nena de 12 años, embarazada, que trató de suicidarse arrojándose a las aguas heladas de un lago.
  • 4
    Stranger Things (Netflix, 2016- )
    Los hermanos Matt y Ross Duffer revuelven en el arcón de los recuerdos y se despachan con una historia cargada de nostalgia y muchos guiños al mejor cine familiar de la década del ochenta. Terror, fantasía, drama y niñitos en problemas se conjugan para crear este nuevo fenómeno de la TV que cuenta el infortunio de un pequeño pueblito cuya tranquilidad se ve azotada por la desaparición de Will Byers, un nene que, sin querer, se topa con una extraña criatura desatando una serie de eventos que sobrepasan el raciocinio de cualquiera. Experimentos del gobierno, una nena con poderes psíquicos, la amistad ante todas las cosas y muchos clichés ochenteros redefinidos en esta aventura que YA se convirtió en un clásico de culto.
  • 3
    House of Cards (BBC, 1990)
    Antes de Francis Underwood existió Francis Urquhart (Ian Richardson), jefe del partido conservador que, tras la renuncia de Margaret Thatcher, busca escalar unos puestos y conseguir un lugarcito en el nuevo gabinete. Ante la negativa del nuevo primer ministro Henry Collingridge, Frank decide urdir un plan maestro para desbancarlo y quedarse con su anhelado puesto. Cuatro episodios adaptados de la novela homónima de Michael Dobbs que luego serían la base de la exitosa serie de Netflix. “House of Cards” está considerado uno de los mejores programas británicos de todos los tiempos.
  • 2
    Black Mirror (Channel 4, 2011- )
    Seis episodios en dos temporadas no califican como serie y se maratonean en una tarde nublada. Breve, concisa y sin continuidad argumental, estas historias autoconclusivas están cargadas de sátira, tensión, angustia, dudas, miedo y unas cuantas reflexiones críticas sobre los medios de comunicación, la política y los peligros tecnológicos, entre otras cosas. Ni hablar de su magnifica estética visual que la separa del resto por unos cuantos kilómetros. “Black Mirror” muestra, básicamente, el lado más oscuro de la vida y la tecnología donde el humano quedó alienado de la sociedad y los avances son el villano de turno. “Cada episodio tiene un tono diferente, un entorno diferente, incluso una realidad diferente, pero todos son acerca de la forma en que vivimos ahora, y la forma en que podríamos estar viviendo dentro de 10 minutos si somos torpes”.
  • 1
    Sherlock (BBC, 2010- )
    El genio detectivesco, creado por Sir Arthur Conan Doyle, y su fiel compañero de andanzas, resuelven intrincados casos y conflictos personales en medio de los avatares de la Inglaterra del siglo XXI. ¿La miniserie más larga o la serie más corta?, ustedes elijan, pero este acierto de la BBC logra mezclar con destreza e inteligencia drama, suspenso y humor de la misma forma que busca romper con el canon y la solemnidad del clásico personaje. Una estética visual única, como complemento de la narración, ayudan a amalgamar este pequeño universo -donde la ciudad es una protagonista más- de forma orgánica y funcional. Benedict Cumberbatch y su Holmes enamoran gracias a su aire de superioridad, habilidades deductivas y un desapego emocional que lo hacen único en su especie. Tres temporadas de tres episodios cada una que salen como piña.

1. The Driver (BBC, 2014)

Ambientado en Manchester, este drama criminal de sólo cuatro episodios (acá estamos esperando un poco más), sigue las desventuras de Vince McKee (David Morrissey, el Gobernador de The Walking Dead), un taxista cuya vida toma un giro más que inesperado cuando decide prestar sus servicios como conductor a una organización non santa. Un thriller psicológico cargado de tensión que sigue los pasos de un protagonista atormentado por su vida que cree haber encontrado una salida fácil, pero no.
Anterior Siguiente < >